Padres emborrachan a su bebé al intentar quitarle la fiebre

Los padres se encontraban en una reunión con amigos cuando el bebé empezó a tener fiebre y al seguir el "consejo" de una de las invitas "expertas", terminó el pequeño alcoholizado 

Por  Carlos Narvaes

Los padres se encontraban en una reunión con amigos cuando el bebé empezó a tener fiebre y al seguir el

Los padres se encontraban en una reunión con amigos cuando el bebé empezó a tener fiebre y al seguir el "consejo" de una de las invitas "expertas", terminó el pequeño alcoholizado  | Foto temática: Pixabay

CDMX.- De acuerdo al médico Alberto Estrada Retes en su publicación que realizó a través de Facebook, relató un caso particular sobre unos padres preocupados por su bebé de seis meses de edad, el cual tenía fiebre y terminaron emborrachándolo por accidente.

El doctor escribe su experiencia y menciona que se trataba de un bebé de seis meses, presentaba gripa y fiebre leve, el pequeño estaba bien, nada más presentaba calentura y moco cristalino.

Los padres estaban en una cena con amigos y les preocupo el estado de salud de su hijo, por lo que realizaron una llamada al médico.

El Dr. Alberto Estrada les recomendó darle paracetamol para combatir los síntomas de la gripa, que es un caso muy común, sin embargo el médico recibió otra llamada a las 2:00 am por parte de los padres pero esta vez sonaban muy preocupados.

Respira muy despacio, se puso azul y vomitó. Anda todo tembloroso y está sude y sude (...), le tomé la temperatura y trae 35° grados y como que no responde

Dijeron los padres en la repentina llamada.

Debido a estos sintomas el bebé tuvo que ser trasladado a urgencias inmediatamente, en donde el doctor comprobó que el pequeño había recibido la dosis correcta de paracetamol, por lo que le preguntó a los padres que si le habían dado algo más, por lo que respondieron que no.

El médico al acercarse, se percato de un olor sospechoso que desprendía el bebé.

Solamente le puse alcohol para que le bajara la temperatura

Confesó la madre.

El cuadro clínico que presentaba el pequeño era intoxicación etílica, menciona el médico, ya que los padres siguieron el "consejo" de una de esas invitadas "expertas" de frotrar al bebé con alcohol medicinal.

Y sí, se le bajó de volada. Al evaporarse tan rápido, el alcohol se roba el calor de la piel, el problema es que se absorbe. Es como si el chiquillo se hubiera echado un mezcalito. No es juego, causa depresión respiratoria, daño al hígado y puede ser muy serio

No pasó a mayores el caso, el pequeño recuperó el color, la frecuencia respiratoria y la temperatura y finalmente dado de alta.

Va a andar bien crudo, así como usted comprenderá

Le dijo el doctor a la madre, esperando que haya aprendido la lección.