Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Prisión a quien discrimine por religión o discapacidad

El Senado aprobó reformas al Código Penal Federal para castigar con tres años de prisión a quien niegue servicios, empleo o restrinja derechos a quien padezca alguna discapacidad o por su creencia religiosa

El Senado aprobó reformas al Código Penal Federal que incluyen la discriminación religiosa y a las discapacidades en el tipo penal de delitos contra la dignidad de las personas que se castiga con tres años de prisión.(Foto:El Universal).

Ciudad de México (El Universal).- Por unanimidad, el Senado aprobó reformas al Código Penal Federal que incluyen la discriminación religiosa y a las discapacidades en el tipo penal de delitos contra la dignidad de las personas que se castiga con tres años de prisión.

Esta clasificación tiene en su contexto los frecuentes conflictos ocurridos en Chiapas, Oaxaca y Guerrero que registran actos de persecución religiosa y enfrentamientos.

Los senadores aprobaron las reformas que recibieron de la Cámara de Diputados, y al revisar la minuta correspondiente consideraron necesario llevar a cabo modificaciones de redacción, debido a lo cual se devolvió a San Lázaro, para que la colegisladora emita el voto final del decreto.

Los senadores aprobaron cárcel a quien discrimine por religión o discapacidad.(Foto:El Universal).

En el Senado, se analizó la gravedad de las manifestaciones de intolerancia, por creencia religiosa, y que dan pie a expulsiones, quema de y destrucción de casas y templos, extorsiones, corte de servicios de agua potable y electricidad.

Además, se tiene registro de que la discriminación religiosa alimenta la marginación de acceso a programas sociales y de apoyo contra la pobreza, amenazas, encarcelamientos, secuestros, homicidios, impedimento para usar los panteones municipales y la negación del servicio educativo a menores.

También se tipifica como delito contra la dignidad de las personas la discriminación por discapacidad, y que por ello a una persona se le nieguen servicios y la prestación de sus derechos.

OTRA INFORMACIÓN: Discriminan a indígenas y les limitan acceso al agua: ONU

Discriminan a indígenas y les limitan acceso al agua: ONU

Las comunidades indígenas son las que menos acceso tienen al servicio, y con el Índice de Desarrollo Humano del país no es posible que se entregue agua sólo unas horas al día. Nada justifica un recorte de recursos públicos de 37 por ciento para este sector, señaló el relator especial de Naciones Unidas para agua potable y saneamiento, Léo Heller.

En conferencia de prensa advirtió que Mexico tiene desafíos muy grandes y esperaría una situación mejor. Reconoció que el derecho humano al agua esté garantizado en la Constitución desde 2012, pero se requiere la ley reglamentaria y ya han pasado cinco años sin que se establezca.

Sostuvo que el país cuenta con buenos índices en infraestructura que llegan a alrededor de 90 por ciento, lo cual está lejos de ser el acceso real de la gente al agua y saneamiento, hay información de que en Ciudad de México 70 por ciento de la población recibe agua menos de 12 horas al día, esto es impactante en un país con el Índice de Desarrollo Humano de México. No es compatible y sobre todo que esto ocurra en su capital.

Foto: Cortersía

Manifestó su preocupación por que distintas autoridades no consideran a los derechos de agua potable y saneamiento entre las prioridades del gobierno.

El experto visitó Iztapalapa y Xochimilco, en ciudad de México, acudió a los municipios de Papantla y Filomeno Mata en Veracruz; a Tuxtla Gutiérrez y los alrededores de San Cristobal de las Casas en Chiapas y San José del Rincón en el estado de México. Durante 10 días se reunió con decenas de representantes de comunidades y organizaciones que expusieron distintas problemáticas.

En la sede de las Naciones Unidas de la ciudad de México, destacó que la minería y aprovechamientos hidroeléctricos comprometen de forma seria el acceso de agua de calidad y se refirió a que hay zonas del país donde las tarifas por el servicio son muy altas, lo cual es preocupante, porque si la gente no puede pagar se viola su derecho humano al acceso a este recurso.