Quién hizo el Ángel de la Independencia

El emblemático monumento en la Ciudad de México, el Ángel de la Independencia, fue realizado en 1910 por el reconocido arquitecto, ingeniero y restaurador Rivas Mercado

Por  Miriam Arvizu

El Ángel de la Independencia ubicado en la Ciudad de México(Pixabay)

El Ángel de la Independencia ubicado en la Ciudad de México | Pixabay

Antonio Rivas Mercado fue conmemorado por Google en el Doodle ayer. Fue reconocido por su brillante carrera como arquitecto, ingeniero y restaurador, hoy se cumplen 166 años de su nacimiento. Su trabajo más emblemático fue el haber construido el Ángel de la Independencia, monumento que se encuentra en la Ciudad de México.

Antonio Rivas Mercado en el Doodle de ayer, ilustración de Elena Boils. Google.

Rivas Mercado es un personaje de vital importancia en la tradición arquitectónica del país. Realizó grandes aportes que hoy son símbolos y emblemas para los paisajes urbanos de México.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Sin embargo, su aporte más reconocido es el Monumento a la Independencia, también llamado "Ángel de la Independencia", en el centro de la Ciudad de México, que fue realizado por encargo del presidente Porfirio Díaz para conmemorar el Centenario de la Independencia de México en 1910. Esta emblemática obra se ha vuelto el indiscutible ícono de la Capital y punto de encuentro para importantes festejos y grandes manifestaciones.

El emblemático trabajo de Antonio Rivas Mercado. Foto: EFE

Historia

 

Nació en Tepic, Nayarit, un 26 de febrero de 1853. A los 11 años, fue enviado por sus padres a estudiar a Europa, donde adquiriría los conocimientos para una carrera brillante.

Primero estudió en el colegio jesuita de Stonyhurst College, en Inglaterra. Después fue enviado a Francia, donde estudió en el Liceo de Burdeos su educación secundaria. 

Estudió arquitectura en la Escuela de Bellas Artes (École des Beaux-Arts) e ingeniería en la Sorbona de parís.

En 1878 se graduó y un año después regresó a México para ejercer su carrera tanto en la arquitectura como en la academia. 

Además de impartir clases en las escuelas de Arquitectura e Ingeniería, instituyó nuevos métodos de enseñanza y separó las dos carreras, que antes era una sola. Fue director de la Academia de San Carlos de Bellas Artes de 1903 a 1912 y consiguió una beca para que Diego Rivera, el célebre muralista mexicano, estudiara pintura en Europa.

En cuanto a la arquitectura, Rivas destacó por su estilo ecléctico, que combinaba distintas tendencias artísticas.

Esto se  aprecia, por ejemplo, en sus diseños para el Teatro Juárez de Guanajuato, construido entre 1892 y 1903, acaso el más conocido de sus aportes fuera de la Ciudad de México. En él conviven tanto el estilo neoclásico, que predomina en la fachada exterior, como el estilo mozárabe en el interior del recinto. Es considerado uno de los teatros más bellos del país.

Teatro Juárez de Guanajuato.
Teatro Juárez de Guanajuato.
El emblemático trabajo de Antonio Rivas Mercado. Foto: EFE

Rivas Mercado también fue un importante restaurador, se encargó de renovar edificios de gran importancia histórica y belleza, como la fachada del Ayuntamiento en la Ciudad de México o la Hacienda de Tecajete en el Estado de Hidalgo, incluso su casa en la colonia Guerrero se ha vuelto un emblema arquitectónico de la ciudad.

Falleció el 3 de enero de 1927 en la capital del país. Hoy que se cumplen 166 años de su nacimiento, Google lo conmemora en su doodle de hoy con una ilustración de la pintora mexicana Elena Boils.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo