Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Rechazan asesoría de EU en freno a violencia

MÉXICO

México, D.F. El gobierno federal sostuvo que "de ninguna manera" podría darse asesoría desde Estados Unidos para atacar el problema de la violencia criminal en México, y en particular en Michoacán, luego de que el secretario de Estado, John Kerry, manifestó este viernes que preocupa a su gobierno la situación en esa entidad.

Kerry reconoció que su país se encuentra "preocupado", pero no "temeroso" por el ambiente de violencia que se vive en Michoacán y reiteró la disposición del gobierno de Barack Obama para asistir al de México en caso necesario.

Poco antes de iniciar su diálogo bilateral con el secretario de Relaciones Exteriores de México, Jose Antonio Meade, el funcionario estadounidense fue abordado por periodistas en el Departamento de Estado.

Uno de los periodistas le preguntó si sentía temor por lo que está pasando en Michoacán. "Tenemos preocupación, no miedo. Trabajaremos con el gobierno y estamos preparados para tratar de ser tan útiles como podamos", dijo Kerry.

Roberto Campa fue entrevistado en el Senado donde afirmó que "hay experiencias, hay modelos de intervención para enfrentar el problema que tenemos en Michoacán. Pero me parece que nadie está hablando de un esquema de intervención de otro tipo, de contención".

Dijo que para el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto "ese es un tema que no está en la discusión y en la relación de México con los Estados Unidos".

Descartó que otros estados del país puedan contaminarse con la situación privativa de Michoacán, pues las autoridades federales y locales han puesto en operación el programa "Escudo", para evitar que la delincuencia organizada "brinque" a entidades del centro del país.

Por otra parte, el rector de la UNAM, José Narro Robles, dijo que resolver la inseguridad pública en Michoacán y en el país obliga a atacar el problema desde el fondo. Sobre las autodefensas dijo que dejar espacio a casos de justicia por propia mano "es favorecer la violencia, la impunidad y agravar las condiciones de inseguridad".