Migración

Defectuosa la política de Estados Unidos para dar asilo a migrantes

Un informe presentado por el insepctor general del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos constata que la política para dar asilo de los Estados Unidos presenta algunas fallas

Por  Cristina Herrera

Fallas en la política de Asilo de los Estados Unidos(Twitter U.S Customs and Border Protection (CBP))

Fallas en la política de Asilo de los Estados Unidos | Twitter U.S Customs and Border Protection (CBP)

San Diego.- Un informe presentado el pasado viernes por el inspector general del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos (United States Department of Homeland Security, o por sus siglas, DHS), pone en evidencia que la política de asilo de los Estados Unidos tiene fallas en la práctica.
 
De acuerdo a lo expuesto en este informe, en el año 2018 la Secretaría de Seguridad Nacional dio órdenes para que los agentes fronterizos obstaculizaran el acceso de los solicitantes de asilo a territorito norteamericano en la frontera con México, orden que se oponía a lo dicho públicamente, puesto que se decía que los solicitantes eran bienvenidos a hacerlo.
 
En el informe de 37 páginas, el inspector relata que encontró que los individuos que intentaban solicitar asilo en cuatro cruces fronterizos oficiales, eran regresados a México sin siquiera tener la oportunidad de pedir protección, acción que se contradice a la actual ley migratoria estadounidense.

En el documento se puede leer el contraste entre lo que se dice y lo que se hace en las frontera de Estados Unidos con México. La estrategia que hace dos años se había implementado, a fin de que las personas que solicitaban asilo en Estados Unidos pudieran esperar un tiempo en México, esto por el incremento exponencial de familias centroamericanas que llegaban a la frontera norte-sur, no se lleva a cabo tal y como se había convenido.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

A pesar de que las autoridades estadounidenses dijeran, en múltiples ocasiones, que la única razón que tenían para hacer que los migrantes esperaran en territorio mexicano era por la capacidad limitada de procesar las solicitudes, el encargado de supervisar las operaciones de la Secretaría Nacional mencionó que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, siglas en inglés) cuenta con espacio suficiente en dos de sus cruces fronterizos que podrían haber servido para procesar las solicitudes de los solicitantes de asilo.

En 2018, la que entonces era la titular de la DHS, Kirstjen Nielsen, hizo frente a la crisis que se generó a raíz de que el gobierno de Donald Trump decidió separar a las familias en la frontera, por lo que invitaba a las personas que solicitaban asilo lo hicieran a través de la vía legal, es decir que acudieran a los ingresos oficiales y que no intentaran ilegalmente al país. Esta medida era parte de un plan para que se negarán la mayoría de las peticiones presentadas.
 
Después de que Chad Wolf, el que antes era jefe de despacho y que ahora se desempeña como secretario interino de Seguridad Nacional, interrogara a la CBP sobre el número de solicitudes de asilo que serían rechazadas si se implementaba la dosificación de estas en la frontera y de que se le dijera que era probable que se le denegaría el acceso a 650 de ellas, Nielsen dio la orden para que se implementara el plan.

El agente inspector menciona que, sin previo aviso, la CBP dejó de procesar las solicitudes de asilo en 7 de los 24 puntos fronterizos con México, ubicados todos en Texas, Laredos y San Diego. Por su parte, los agentes de Tecate, California pusieron en entredicho la legalidad de esa orden y se negaron a acatarla.

Ante lo enunciado por el inspector general, la CBP respondió que se trata de "un malentendido fundamental", puesto que no se pueden mezclar a hombres con un niño sin acompañante.

Aunque Kirstejen Nielsen fue destituida de su cargo a consecuencia de una amplia purga de altos cargos del departamento, las medidas que implementó aún siguen efectuándose por parte de los agentes de la CBP, organismo que se ha negado a acatar las recomendaciones que el agente inspector hizo respecto a la situación de las solicitudes de asilo en la frontera Estados unidos-México.

Cabe mencionar que el asilo a solicitantes no ha sido aplicado desde el mes de marzo, esto debido a que el gobierno lo suspendió de forma temporal bajo el argumento supremo de evitar proliferación del Covid-19, apelando a la ley de salud pública.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo