Mundo

Argentina entra en fase tres de cuarentena por COVID-19; Recibe aceptación

La tercera fase de la cuarentena en Argentina ha tenido gran aceptación, puesto que creen que así se podrá disminuir exhaustivamente el coronavirus

Por  XINHUA .

Una mujer pasa delante de un cartel el Gobierno que pide no salir a la calle como prevención ante el coronavirus.(AFP)

Una mujer pasa delante de un cartel el Gobierno que pide no salir a la calle como prevención ante el coronavirus. | AFP

Buenos Aires.- La tercera fase de la cuarentena dispuesta por el Gobierno argentino para enfrentar la pandemia del nuevo coronavirus (COVID-19) ha recogido el apoyo mayoritario de los residentes, que aceptan convencidos realizar el esfuerzo a pesar de las dificultades económicas que la medida trae aparejadas.

"Es una decisión acertada, me tranquiliza que la cuarentena haya sido adoptada como estrategia para tratar de evitar que la curva de casos escale, a diferencia de lo que sucedió en otros países", dijo a Xinhua Sabrina Maite Rodríguez.

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

Un policía patrulla mientras varias personas aguardan en fila fuera de un banco en la municipalidad de José C. Paz, provincia de Buenos Aires/AFP

La joven, ejecutiva de cuentas en una compañía de proyectos digitales, añadió que "la cuarentena es una medida que necesita de nuestra responsabilidad y compromiso para funcionar".

El presidente argentino, Alberto Fernández, anunció la noche del viernes la tercera fase del aislamiento social preventivo y obligatorio, luego de las dos primeras etapas, establecidas del 20 al 31 de marzo y del 1 al 12 de abril.

"Estamos enfrentando una pandemia de alcance inusitado, y seguimos sin conocer el remedio y la vacuna que la evite, por lo que el único remedio que tiene sentido es resguardarse en la casa de cada uno", afirmó el mandatario.

La decisión tuvo acogida este sábado en el ámbito político, sin distinción entre oficialismo y oposición, como así también en los sectores de salud y sindical.

"Con todo el respaldo de los gobernadores, el Presidente dispuso seguir llevando esta línea para la protección de la salud de los argentinos, teniendo en cuenta que los resultados sanitarios hasta ahora son muy importantes", afirmó Oscar Herrera Ahuad, gobernador de la provincia de Misiones en representación del Frente Renovador de la Concordia.

Por su parte, el gobernador de la provincia de Santa Fe, Omar Perotti, del partido Justicialista (oficialismo), dijo: "Acompañamos la decisión del presidente de continuar con el aislamiento social, preventivo y obligatorio. El aislamiento, la organización y nuestra conducta son las únicas vacunas para cuidarnos y dar batalla a esta pandemia".

El gobernador de la provincia de Mendoza, Rodolfo Suárez, de la Unión Cívica Radical (oposición), dijo que en ese distrito ubicado al pie de la Cordillera de los Andes "el control va a seguir siendo de estricto cumplimiento"

En el ámbito sanitario, la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, ofreció una conferencia de prensa en la que dijo que "estamos logrando aplanar la curva (de casos) para que nuestro sistema sanitario no se sobrecargue. El esfuerzo es transitorio y vale la pena hacerlo por los resultados".

El secretario de la Confederación General del Trabajo (CGT), Héctor Daer, afirmó que "es realmente un orgullo que el Presidente esté al frente de esta batalla y de nuestro país. Es fundamental respetar sus directivas y cuidarnos entre todos".

El cuestionamiento a la medida surgió de parte de sectores de la economía afectados por el aislamiento, como bares y cafés.

"La cuarentena nos afectó de manera total. Agrupamos a 500 establecimientos y a unos 10.000 trabajadores y trabajadoras que no saben si podrán cobrar sus sueldos", dijo a Xinhua Mariano Ruiz, presidente de la Liga de Bares de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

El joven, propietario del establecimiento Berna, en la calle Zapiola 1502, del barrio de Colegiales, en el norte de la ciudad de Buenos Aires, dijo que hay establecimientos que "están cerrados pero seguimos teniendo costos fijos, como salarios, el alquiler del local e impuestos mensuales".

Argentina, primer país de Latinoamérica en ordenar cuarentena/AFP

Según el último reporte del Ministerio de Salud, actualizado a la noche del sábado, en el país hay un total de 2.142 casos confirmados de COVID-19, de los cuales 440 se recuperaron y 89 fallecieron.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo