Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

CSNU amenaza con tomar medidas contra secuestradores de nigerianas

NACIONES UNIDAS

NACIONES UNIDAS, (Xinhua) -- El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) condenó hoy con energía el secuestro de cerca de más de 200 colegialas en Nigeria y los recientes ataques terroristas emprendidos por el grupo islámico extremista Boko Haram y amenazó con tomar medidas contra los insurgentes.

"Los miembros del Consejo de Seguridad condenan en los términos más enérgicos posibles los ataques terroristas cometidos por Boko Haram el 5 de mayo en Gamboru Ngala que dejaron cientos de muertos y lesionados", dijo el Consejo de Seguridad en una declaración leída por el representante permanente de la República de Corea ante la ONU, Oh Joon, quien ocupa la presidenca rotatoria del consejo para mayo.

El organismo más poderoso de la ONU también expresó su "profunda indignación" por el secuestro del 14 de abril de 276 colegialas en Chibok, así como el reportado secuestro de otras ocho niñas el 5 de mayo en Warabe y los condena "en los términos más enérgicos posibles", dijo Joon.

Los miembros del consejo "exigen la liberación inmediata e incondicional de todas las niñas secuestradas y expresaron su profunda preocupación por las declaraciones del presunto líder de Boko Haram, quien amenazó con vender como esclavas a estas niñas".

El consejo, dijo Joon, también condena con energía "todos los abusos a los derechos humanos y, cuando resulte aplicable, las violaciones al derecho humanitario internacional, incluyendo aquellas que implican violencia sexual y de género, secuestros y ataques contra escuelas y hospitales, incluyendo a su personal" y destaca que todos los responsables de actos como estos deben rendir cuentas a niveles nacional o internacional y que algunos de estos actos podrían equivaler, de acuerdo con el derecho internacional, a crímenes contra la humanidad.

En la declaración, el consejo también expresó preocupación por los ataques terroristas emprendidos por Boko Haram desde 2009, los cuales han causado pérdidas de vidas devastadoras y en gran escala y amenazan la estabilidad y la paz del oeste y el centro de Africa.

Los miembros del consejo también dan la bienvenida a los actuales esfuerzos del gobierno nigeriano por asegurar el regreso seguro de las niñas secuestradas a sus familias, así como a los esfuerzos internacionales por brindar asistencia a las autoridades nigerianas en este sentido y presentar a los responsables ante la justicia.

El Consejo de Seguridad de la ONU tiene la intención de "considerar medidas apropiadas" en contra de Boko Haram y prometió seguir de manera activa la situación de las niñas secuestradas, se indicó en la declaración.