Mundo

Cae asesino serial en Tailandia; había 300 huesos humanos en su patio

Apichai Ongwisit fue detenido luego de que la policía encontrara el cuerpo de su exnovia y 298 huesos humanos sumergidos en su estanque

Por  Raúl Durán

Apichai Ongwisit fue detenido luego de que la policía encontrara el cuerpo de su exnovia y 298 huesos humanos sumergidos en su estanque.(Fotos: ViralPress)

Apichai Ongwisit fue detenido luego de que la policía encontrara el cuerpo de su exnovia y 298 huesos humanos sumergidos en su estanque. | Fotos: ViralPress

Bangkok.- Un presunto asesino en serie fue detenido en Bangkok, Tailandia, luego de que la policía encontrara alrededor de 300 huesos humanos sumergidos en el estanque de su patio.

Se trata de Apichai Ongwisit, de 40 años de edad, quien ha sido acusado de asesinar a su exnovia de 22 años, Warinthorn Chaiyachet, luego de que su cuerpo fuera encontrado en el estanque seis meses de que se reportara su desaparición.

Sin embargo, al acudir a la escena, la policía se llevó una macabra sorpresa al percatarse de que en el cuerpo de agua en realidad había 298 huesos pertenecientes a al menos otras dos víctimas, según informes del Bangkok Post.

El caso se vuelve aún más macabro al saber que Ongwisit es hijo y heredero de Chalermchai Onkvisit, un acaudalado hombre detenido en 1983 por haber asesinado y descuartizado a una adolescente de 15 años.

El asesino serial vivía en la propiedad que había heredado de su padre, la cual cuenta con un gran estanque en el patio trasero, donde el detenido se deshacía de los huesos de sus víctimas arrojándolos con cadenas y otros metales para que no flotaran en la superficie.

Buzos de la policía se sumergen en el estanque en busca de más restos de víctimas. Foto: ViralPress

De hecho, el cuerpo de la exnovia, a quien sus amigos llamaban "Kik", había sido sujetado al fondo del estanque con pesadas cadenas y un gran objeto, además de estar envuelto en ropa, una sábana y en una bolsa de plástico negra, según informes policiacos, detalla Daily Mail.

Ongwisit habría obligado a la joven de 22 años a dormir en un atáud de metal para evitar que lo abandonara. Las autoridades determinaron que ella murió por asfixia y luego fue arrojada al estanque, donde el pasado 9 de enero fueron hallados. La policía logró identificarla gracias a un tatuaje que abarcaba su espalda.

Las autoridades lograron identificar a "Kik" gracias al distintivo tatuaje que tenía en su espalda. Foto: ViralPress

El 17 de enero, tras varias búsquedas en las aguas turbias por parte de buzos policiales, descubrieron los otros 298 huesos humanos, y ahora creen que podría haber muchas más víctimas, por lo que planean drenar las aguas del estanque.

Incluso han acudido familias de desaparecidos que sospechan que sus seres queridos podrían figurar entre las víctimas del asesino serial. Tal es el caso de la familia de una niña desaparecida de 12 años, quienes vive cerca de la propiedad de Ongwisit, en el distrito Bang Khae de la capital tailandesa.

"La investigación ha encontrado que varias mujeres que estuvieron relacionadas con el culpable han desaparecido, entre ellas amigas, novias y prostitutas", detalló Jirakrit Jarunpat, comandante de la División de Bienestar de Mujeres y Niños.

El cuerpo de "Kik" y los otros restos han sido trasladados al Hospital Siriraj en Tailandia, donde se les aplicarán exámenes forenses para determinar las identidades de las víctimas.

Policías resguardan la zona donde se registró el hallazgo de los restos humanos. Foto: ViralPress

Este caso, que ya ha adquirido notoriedad internacional, comenzó en julio del pasado 2019, cuando Ongwisit y Chaiyachet presentaron una denuncia ante la policía, que comenzó a buscar sospechosos de haber agredido a la joven sexualmente.

Sin embargo, al poco tiempo la familia de "Kik" denunció su desaparición. Las autoridades siguieron investigando hasta que recibieron una llamada por parte de un informante, quien relató que ella había sido asesinada.

En agosto de ese mismo año, Ongwisit supuestamente había admitido a la policía haber matado a la joven tras encerrarla en el ataúd metálico y luego encontrarla sin vida, sin embargo, se desconocía dónde podían estar sus restos, así como la existencia de las demás víctimas.

Con información de Bangkok Post y Daily Mail.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo