Mundo

El atentado de París que dejó dos heridos era un ataque contra "Charlie Hebdo" en pleno juicio

El detenido, de 18 años, cuando fue interrogado dijo que su objetivo era "Charlie Hebdo", lo indica que no sabía de que el semanario se mudó tras el atentado de 2015 por razones de seguridad

 

 

Por  EFE

El equipo de rescate francés trabaja en el sitio del ataque con cuchillo cerca de las antiguas oficinas de Charlie Hebdo, en París, Francia, el 25 de septiembre de 2020(EFE)

El equipo de rescate francés trabaja en el sitio del ataque con cuchillo cerca de las antiguas oficinas de Charlie Hebdo, en París, Francia, el 25 de septiembre de 2020 | EFE

París, Francia.- El autor confeso del ataque terrorista registrado el viernes en París en el que dos personas resultaron heridas de gravedad junto al edificio de la antigua redacción de "Charlie Hebdo" lo planeó como un nuevo atentado contra el semanario satírico, coincidiendo con el proceso por la masacre cometida allí en enero de 2015.

Fuentes de la investigación revelaron este sábado: el joven, de 18 años, paquistaní que fue arrestado en menos de una hora después de haber atacado a dos periodistas, de una sociedad de producción de televisión que tiene su sede en ese edificio, reconoció que fue él quien llevó a cabo los hechos y ha dado a su acción una dimensión política.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Cuando fue interrogado, el detenido señaló que su objetivo era "Charlie Hebdo", lo indica que no sabía de que el semanario se mudó tras el atentado de 2015 por razones de seguridad; su dirección actual no es pública.

Agentes franceses hacen guardia frente a las antiguas oficinas de Charlie Hebdo, París, Francia, el 26 de septiembre de 2020. / Fotografía: EFE.

LAS CARICATURAS DE MAHOMA, TRAS LOS HECHOS

En cuanto a sus motivaciones, declaró que el semanario volvió a publicar las polémicas caricaturas de Mahoma al inicio del juicio que se celebra desde comienzos de septiembre en el Tribunal de París por aquel ataque yihadista.

Las mismas caricaturas por las que los hermanos Chérif y Said Kouachi, los dos terroristas que mataron en aquella ocasión a 12 personas, justificaron la matanza.

El atacante es un joven que cumplió 18 años de edad en agosto (hay dudas sobre ese punto), que llegó a Francia en 2018 como menor extranjero no acompañado y  que, como tal, durante dos años estuvo bajo la responsabilidad de la asistencia social, que entre otras cosas le ha facilitado alojamiento.

En ese tiempo, la administración del departamento de Val d'Oise en la región de París que se ocupaba de él no detectó signos de radicalización islámica, por lo que no estaba fichado por los servicios secretos.

Sin embargo tenía antecedentes por hechos de delincuencia común: había sido detenido en París por llevar un arma ilegal (un destornillador), lo que le valió una amonestación del Tribunal de Menores en junio.

La investigación de los hechos, a cargo de la Fiscalía Nacional Antiterrorista, se centra también en determinar posibles complicidades y así hay que entender el arresto de ocho personas para ser interrogadas, seis detenidas el mismo viernes y dos el sábado.

De los primeros individuos, todos paquistaníes, cinco de ellos compartían el que ha sido su último domicilio conocido en Pantin, ciudad limítrofe con París, y el sexto había convivido con él cuando era formalmente menor en una residencia social de Cergy, otra ciudad de la región.

Además, hoy quedaron bajo arresto un hermano menor del agresor y otra persona de su círculo de relaciones.

Otro hombre fue detenido en una estación de metro muy próxima del lugar del ataque poco después de que ocurriera, pero quedó en libertad sin cargos al cabo de unas horas tras unas comprobaciones que lo exculparon.

El equipo de rescate trabaja en el sitio del ataque con cuchillo cerca de las antiguas oficinas de Charlie Hebdo, en París, Francia, el 25 de septiembre de 2020. / Fotografía: EFE.

"GUERRA" AL TERRORISMO ISLAMISTA

Por su parte, el ministro francés de Interior, Gérald Darmanin, calificó los hechos ocurridos junto a la antigua sede de "Charlie Hebdo" como "un acto de terrorismo islamista" contra el que "seguimos estando en guerra".

También reconoció que se había infravalorado la amenaza que había en la antigua dirección del semanario satírico.

Luc Hermann, uno de los dirigentes de la productora Premières Lignes en la que trabajan las dos víctimas, que evolucionan de las heridas favorablemente, indicó que el edificio es "un lugar simbólico" y que, aunque entiende que no se puede poner a un equipo de seguridad en todos los que también lo son, desde que empezó el proceso judicial por "Charlie Hebdo" no se habían tomado medidas en la calle donde se encuentra.

AMENAZAS DURANTE EL JUCIO

Con el inicio del juicio por el atentado de enero de 2015 han proliferado las amenazas procedentes del universo del integrismo islámico, razón por la que, por ejemplo, la responsable de recursos humanos de la revista tuvo que abandonar de forma precipitada su domicilio la semana pasada a instancias del servicio de seguridad encargado de su protección. 

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo