Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Mundo

Congresistas EEUU no están impresionados por cumbre de Trump

El caso de Warmbier “es un recuerdo constante de la naturaleza nefasta de este régimen”, dijo el senador republicano Rob Portman

Por: AP

Foto: AP

Foto: AP

WASHINGTON (AP) — Los congresistas estadounidenses no estaban demasiado impresionados por la cumbre celebrada entre el presidente Donald Trump y el líder norcoreano Kim Jong Un, y más bien opinaron que si Corea del Norte no abandona completamente su arsenal nuclear, la reunión no habrá servido de nada.

“Es un primer paso”, dijo el líder del bloque republicano en el Senado, Mitch McConnell, pero aclaró que no será decisivo a menos que el régimen norcoreano cumpla con sus promesas.

“Los próximos pasos en las negociaciones determinarán si podemos llegar a un acuerdo verificable”, dijo McConnell en el pleno de la cámara alta. “Nosotros y nuestros aliados debemos estar dispuestos a restaurar la política de máxima presión”.

Esa postura fue ratificada por el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, quien declaró: “Hay solo un resultado final que será aceptable: la desnuclearización completa, verificable e irreversible”.

Opinó Bob Corker, republicano y presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la cámara alta: “Es difícil dilucidar qué ha ocurrido en términos concretos”.

Los demócratas también se manifestaron escépticos, al denunciar que Trump ya cedió demasiado al ofrecer el cese de las maniobras militares que Estados Unidos realiza con Corea del Sur.

“El presidente Trump le acaba de dar a esa dictadura brutal y represiva la legitimidad internacional que tanto ansiaba”, dijo el líder del bloque demócrata en el Senado, Chuck Schumer. Señaló que el acuerdo entre Trump y Kim no define la desnuclearización. Si no se logran avances, dijo Schumer, “no habrá sido más que un show”.

Muchos políticos cuestionaron abiertamente si Trump habrá cedido demasiado sin lograr nada a cambio.

Por ejemplo, no está incluido en el acuerdo la frase usada por el secretario de Estado Mike Pompeo de que debe haber “una desnuclearización de la Península Coreana total, verificable e irreversible”. Y Kim no ofreció promesa alguna de que abandonará su arsenal.

El senador demócrata Chris Coons, miembro de la Comisión de Relaciones Exteriores y de la Comisión de Asuntos Judiciales, hablando con reporteros sobre la reciente cumbre entre el presidente estadounidense Donald Trump y el líder norcoreano Kim Jong Un, en el Congreso en Washington, el 12 de junio del 2018. (AP Photo/J. Scott Applewhite)

Especialmente para los republicanos, será difícil defender un encuentro en que Trump elogió a Kim Jong Un, un líder autoritario considerado de haber ordenado el asesinato de su medio hermano, mandado a fusilar a su tío y de haber permitido la muerte del estudiante estadounidense Otto Warmbier.

El caso de Warmbier “es un recuerdo constante de la naturaleza nefasta de este régimen”, dijo el senador republicano Rob Portman.

En esta nota: