Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Mundo

Mujer acusa a nominado a la corte de EEUU de acoso sexual

Kavanaugh ha rechazado la acusación, y el domingo volvió a enfatizarlo vía la Casa Blanca

Por: AP

ARCHIVO - En esta fotografía de archivo del 6 de septiembre de 2018, Brett Kavanaugh, nominado por el presidente Donald Trump a la Corte Suprema, da su testimonio ante la Comisión Judicial del Senado en el Capitolio en Washington. (AP Foto/Alex Brandon, archivo)

ARCHIVO - En esta fotografía de archivo del 6 de septiembre de 2018, Brett Kavanaugh, nominado por el presidente Donald Trump a la Corte Suprema, da su testimonio ante la Comisión Judicial del Senado en el Capitolio en Washington. (AP Foto/Alex Brandon, archivo)

WASHINGTON (AP) — La nominación por el presidente estadounidense Donald Trump de Brett Kavanaugh a la Corte Suprema fue sumida en un torbellino el domingo luego que la mujer que le acusó de abusarla sexualmente durante la escuela secundaria narró su historia públicamente por primera vez. Los demócratas llamaron inmediatamente a un aplazamiento en una importante votación en un panel del senado esta semana y un republicano miembro de esa comisión dijo que no se siente “cómodo” con la idea de votar sobre la nominación sin escuchar primero a la acusadora.

Te podría interesar: Ordenan que se permita regresar a Guatemala a jefe de CICIG

Christine Blasey Ford declaró en una entrevista con The Washington Post que Kavanaugh y un amigo _ambos “tambaleándose de lo ebrios”, según dijo_ la acorralaron en una recámara durante una fiesta en una casa de Maryland a principios de la década de 1980. Denunció que Kavanaugh la manoseó encima de su ropa, frotó su cuerpo contra el suyo e intentó quitarle su traje de baño de una sola pieza y el atuendo que traía encima de él.

Kavanaugh le cubrió la boca con la mano cuando ella intentó gritar, señaló.

“Pensé que podría matarme sin quererlo”, afirmó Ford, de 51 años, profesora de la Universidad de Palo Alto en California. “Él trataba de atacarme y quitarme la ropa”.

Dijo que logró zafarse después de que el amigo de Kavanaugh saltó encima de ellos y todos se cayeron.

Kavanaugh ha rechazado la acusación, y el domingo volvió a enfatizarlo vía la Casa Blanca.

“Rechazo este alegato en forma categórica e inequívoca. Yo no hice esto en secundaria ni nunca”, afirmó.

Ford dijo en la entrevista que no reveló lo que le había ocurrido hasta 2012, cuando ella y su esposo acudieron a terapia de pareja.

Algunas porciones de las notas de su terapista, que Ford le entregó al Post, no mencionan a Kavanaugh por su nombre pero dicen que Ford reportó haber sido agredida por estudiantes de una “escuela elitista para chicos” que posteriormente se convirtieron en “miembros altamente respetados y de alto rango en la sociedad de Washington”.

Kavanaugh, de 53 años, es un juez federal de apelaciones en la capital de Estados Unidos. El presidente Donald Trump lo nominó en julio para reemplazar en el máximo tribunal del país al juez Anthony Kennedy, que se retira.

En las notas de la terapista se afirma que participaron cuatro muchachos, pero Ford dice que la terapista cometió un error en ese punto. La profesora indicó que en la fiesta había cuatro chicos, pero sólo dos llegaron a la recámara.

Ford contactó al Post a través de una línea telefónica destinada a recibir posibles pistas de noticias a principios de julio después de que se hizo evidente que Kavanaugh estaba en una lista de candidatos de Trump para llenar un puesto vacante, pero antes de que el mandatario lo nominara.

Ford, registrada como demócrata, contacto a su representante en el Congreso, Ann Eshoo, aproximadamente en esa época. A fines de julio, Ford le envió una carta a través de la oficina de Eshoo a la senadora Dianne Feinstein, la principal demócrata en la Comisión Judicial.

Feinstein reveló a fines de la semana pasada que había recibido una misiva, pero indicó que el autor no quería ser identificado.

Ford declaró al Post que decidió darse a conocer después de que vio que habían publicado porciones de su historia sin su permiso. Dijo que, si alguien iba a narrar su historia, quería que fuera ella.

El panel legislativo concluyó recientemente cuatro días de audiencias públicas sobre la nominación y el presidente del panel, el republicano Chuck Grassley, programó una votación para el jueves.

Los demócratas, encabezados por Chuck Schumer, pidieron inmediatamente que se aplace la votación, aunque los republicanos no dieron indicios de que vayan a acceder al pedido.

Un vocero de la comisión judicial dijo el domingo por la noche que Grassley está tratando de arreglar reuniones separadas con Kavanaugh y Ford, pero solamente para asistentes de Grassley y Feinstein.

Pero el senador republicano Jeff Flake, miembro del panel, le dijo a The Washington Post y Politico el domingo que no se siente “cómodo” votando por Kavanaugh hasta saber más sobre la acusación. Flake es uno de 11 republicanos en el panel, cuyos 10 miembros demócratas de oponen a Kavanaugh. Un “no” de Flake complicaría los prospectos de la nominación.

En esta nota:
  • Estados Unidos
  • Corte Suprema
  • Brett Kavanaugh
  • Acoso sexual