Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Mundo

Sessions habla de Kavanaugh y opioides en Maine

Sessions dijo que la crisis de drogas es de “alta prioridad” para el gobierno de Trump y que hay un mayor riesgo con el potente fentanilo

Por: AP

Manifestantes expresaron su inconformidad con las políticas del gobierno del presidente Donald Trump en un evento en donde el fiscal general, Jeff Sessions, habló de la crisis de opioides el viernes 13 de julio de 2018. (AP Foto/Robert F. Bukaty)

Manifestantes expresaron su inconformidad con las políticas del gobierno del presidente Donald Trump en un evento en donde el fiscal general, Jeff Sessions, habló de la crisis de opioides el viernes 13 de julio de 2018. (AP Foto/Robert F. Bukaty)

PORTLAND, Maine, EE.UU. (AP) — El secretario de Justicia de Estados Unidos, Jeff Sessions, elogió el viernes al nominado a la Corte Suprema del presidente Donald Trump, Brett Kavanaugh, mientras promocionaba el papel del sistema judicial en la reducción a la adición y muertes por sobredosis que abundan en Maine y Nueva Inglaterra.

Sessions dijo que Brett Kavanaugh es el hijo de una fiscal que comprende el papel de los jueces y respeta el papel de la policía, dijo Sessions. Las cortes no deben ser vistas “como una oportunidad para impulsar una agenda”, agregó.

“En mi opinión, estamos en manos más seguras cuando un juez canta falta o strike, y no toma partido en los juegos”, dijo.

Uttam Dhillon, el nuevo director interino de la DEA, y Halsey Frank, fiscal general de Maine, se reunieron con Sessions en Portland, en donde unos 200 manifestantes se congregaron afuera.

Sessions señaló que unas 64.000 personas a nivel nacional murieron por sobredosis en 2016, aproximadamente la población de Portland, la ciudad más grande de Maine.

Sessions dijo que la crisis de drogas es de “alta prioridad” para el gobierno de Trump y que hay un mayor riesgo con el potente fentanilo.

El fiscal general mencionó el “Operativo aumento de opioide sintético”, que anunció un día antes en Concord, Nueva Hampshire. El programa se enfocará en Maine, Nueva Hampshire y otros seis estados con altos índices de muertes por opioides.

En esta nota: