Mundo

Focas y leones marinos son atacados con explosivos en Canadá

En la costa de British Columbia, Canadá, sorprendieron a pescadores que utilizan explosivos para asustar y matar a focas y leones marinos ante la disminución de sus capturas

Por  Carmen Villegas

Focas y leones marinos son atacados con explosivos por pescadores en Canadá. Foto: Captada de video

Focas y leones marinos son atacados con explosivos por pescadores en Canadá. Foto: Captada de video

Canadá.-Un video que circula en Facebook muestra a un hombre que ataca con explosivos a focas y leones marinos en Canadá, en donde se capta que lanza uno desde el barco y lo arroja al mar, en donde se encuentran decenas de mamíferos marinos.

Pacific Balance Pinniped Society realizó la publicación que fue captada en la costa de British Columbia, Canadá y asegura que existe un grupo de personas que se consideran con los derechos para provocar la muerte de estas especies.

El argumento principal de estos grupos se centra en su queja de la disminución de cadúmenes de salmón, y que miles de toneladas de aranques se alejan más hacia las profundidades y no disminuyen las capturas.

La operación que realizan consiste en lanzar el explosivo conocido como "oso banger" al mar, y cuando detona asusta a los lobos marinos y de inmediato tendrán la reacción de zambullirse bajo el agua.

Las personas que se dedican a la pesca en esta zona de Canadá argumenta que las poblaciones de focas y leones marinos se han incrementado durante más de diez años, y muchos las califican como plagas peligrosas para los pescadores comerciales.

Los habitantes originarios de comunidades indígenas consideran que sacrificar a los mamíferos es uno de sus derechos, porque los seres humanos fueron puestos en la Tierra para ayudar al equilibrio del reino animal.

Ya se realizó la petición de que el Departamento de Pesca y Océanos amplíe los derechos a los indígenas para sacrificar a los mamíferos e impulsar la venta de los mismos, específicamente para los residentes de la Columbia Británica.

Han pensado en comercializar pieles, animales de trofeos y aceptes, que permitan también atraer a visitantes para una posible pesca deportiva.

El supervisor de la unidad de investigación de mamíferos marinos de la Universidad de British Columbia,  Andrew Trites rechazó el sacrificio de focas y leones marinos, ante las consecuencia que tendría en la cadena alimentaria y en particular de las ballenas que devoran a estas especies.

Por su parte, el acuario de Vancouver reportó que los ataques a las focas y leones marinos se ha incrementado, y en estos momentos atienden a una foca llamada "Jessica Seal", que es el quinto animal herido con balas.

Este conflicto del exterminio de las poblaciones de mamíferos se agudiza y no logran controlar las agresiones hacia estas especies.