Mundo

Fue violada por su padre desde los 6 años y dio a luz a su bebé a los 13

Shannon Clifton relata el infierno que vivió en carne vida durante ocho largos años en que su padre abusó sexualmente de ella y la embarazó tres veces

Por Raúl Durán

-

Inglaterra.- Shannon Clifton tenía cinco años cuando sus padres se separaron, por lo que tuvo que mudarse a vivir únicamente con su padre, Shane Ray Clifton, quien haría de su vida un infierno en carne viva.

El calvario comenzaría un año después, cuando Shannon, que vivía en Derby (Inglaterra) tenía apenas seis años y fue abusada sexualmente por el hombre que tenía que cuidar de ella.

Su padre llegaba a violarla hasta cuatro veces al día, a veces antes de que ella fuera a la escuela, al regresar e incluso en medio de la noche. Así lo hizo durante ocho largos años. Cuando Shanno alcanzó los 13 años, dio a luz al hijo de su padre.

Al principio fue agradable, pero comenzó a ser abusivo. Volvía a casa de la escuela y él comenzaba a pegarme. Terminé por acostumbrarme", recuerda.

"Comenzó a volverse sexual. Hubo una vez en la habitación del frente en el piso He tratado de bloquearlo para no recordarlo todo".

En ese tiempo, Shannon era alumna de la High School Breadsall Hill. Ella recuerda que solía acudir a clases "con moretones por todas partes", pero su padre la obligó a decirle a los maestros que se debía a que jugaba a pelear con sus primos.

Imagen temática: Archivo

Todo empeoró aun más cuando ella y su padre se mudaron nuevamente al suburbio de Chaddesden.

Cuando era más pequeña, era solo una o dos veces aquí y allá, pero luego comenzó a suceder diario, y varias veces al día", relata.

Apenas tomó conciencia de lo que sucedía cuando cumplió nueve años y en clase les hablaron de sexualidad.

"Recuerdo la primera vez que nos enseñaron educación sexual, mi maestra nos dijo: 'nadie debería tocarte en esos lugares'. Me sorprendió porque pensé: 'eso es lo que mi papá me hace'".

Shannon recuerda que su padre la trataba como si fuera su esposa, pues a menudo le ordenaba limpiar la casa y prepararle cena desde que cumplió los nueve años.

El padre abusador posa junto a la pequeña Shannon Clifton y un bebé. Foto: Especial

Cuando tenía 11 años, notó algunos cambios en su cuerpo, fue entonces que se dio cuenta de que estaba embarazada.

Todo fue realmente confuso, yo era una niña que llevaba un niño adentro", dice.

Por un tiempo lo calló, pero cuando finalmente decidió contárselo a su padre, su respuesta fue golpearla.

A las 28 semanas de embarazo tuvo un aborto espontáneo. Lo mismo volvió a pasar un año después, en 2013, mientras su situación empeoraba, pues su padre comenzaba a violarla incluso fuera de casa, en callejones y bosques.

Ella intentaba luchar, pero él terminaba por lastimarla más. Incluso le suplicaba desesperadamente que terminara el tormento.

Shane Ray Clifton, el padre de Shannon, abusó de ella durante ocho largos años. Foto: Especial

Él solía decir: 'No voy a volver a hacerlo, te lo prometo. Lo siento mucho, mejoraré", pero luego sucedía otra vez.

Shannon llegó al punto de pensar seriamente en suicidarse, pero la idea de que su bebé sobreviviera y su padre le hiciera lo mismo que a ella la hizo desistir.

La tercera vez que se embarazó tenía ya 14 años. Durante todo el embarazo su padre continuó abusando de ella e impidiéndole ir al hospital.

Pocas semanas antes de que diera a luz, sus maestros notaron el embarazo. Los trabajadores sociales y la policía comenzaron a investigar el caso.

Shannon Clifton tiene actualmente 19 años y estudia psicología forense. Foto: Especial

Sin embargo, en ese momento el hombre no fue detenido, y se escapó con ella durante una semana. En tanto, la amenazaba con asesinar al bebé cuando naciera.

Una semana después lo capturaron mientras se encontraban en un gimnasio. Ella lo enfrentó valientemente en la corte relatando todo lo que le había hecho.

Al poco tiempo de que su abusador fuera arrestado, Shannon dio a luz a su bebé. Lo mantuvo durante un año, pero luego decidió darlo en adopción porque quería una vida mejor para él. Sin embargo, ella espera volver a encontrarse con su hijo en el futuro.

Shane Ray Clifton, el padre, fue condenado a 15 años de prisión en abril de 2015, aunque su condena se redujo luego a 10 años, lo que significa que en cuatro años y medio se le permitirá salir en libertad condicional.

Shannon Clifton ha logrado salir adelante y ahora intenta ayudar a otros. Foto: Especial

Ahora ella se encuentra aterrorizada de que él pueda buscarla al salir. 

A pesar de todo, Shannon ha decidido romper el silencio y dar a conocer su historia con la esperanza de ayudar a otras personas que se encuentren pasando por lo mismo que ella sufrió.

Ahora ella tiene 19 años y se enuentra estudiando psicología forense en la Open University. Además, está a punto de lanzar su libro, "The Monster I Loved" (El monstruo que amé), donde relata el infierno que vivió y cómo pudo salir adelante.

Quiero que la gente vea que hay una luz al final del túnel", asegura.

Con información de Mirror.

 
Síguenos en