Mundo

Islas griegas desbordadas por la llegada de migrantes

El aumento comenzó antes de que Turquía iniciase una ofensiva militar contra combatientes curdos en Siria y se teme que llegue más gente todavía

Por  AP

Una patrulla de la guardia costera griega se acerca a un bote inflable con refugiados frente a la isla griega de Samos, en el mar Egeo, el 26 de septiembre del 2019. (AP Photo/Petros Giannakouris)

Una patrulla de la guardia costera griega se acerca a un bote inflable con refugiados frente a la isla griega de Samos, en el mar Egeo, el 26 de septiembre del 2019. (AP Photo/Petros Giannakouris)

SKALA, Grecia (AP) — Las islas orientales de Grecia, próximas a la costa turca, luchan por hacer frente a un aumento en la llegada de migrantes y de personas que buscan asilo, que afecta los esfuerzos por aliviar la situación en campamentos de refugiados ya atestados.

La cantidad de personas que llegan a Lesbos, Samos y otras islas griegas del este del mar Egeo es la más alta desde que la Unión Europea firmase un acuerdo con Turquía en el 2016 para evitar que los migrantes partiesen de las costas turcas rumbo a la UE.

El aumento comenzó antes de que Turquía iniciase una ofensiva militar contra combatientes curdos en Siria y se teme que llegue más gente todavía. Desde el inicio de la ofensiva la semana pasada, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan ha tratado de contrarrestar las críticas de Europa advirtiendo que podría “abrir las compuertas” y mandar más de 3 millones de refugiados sirios a Europa.

Pequeñas embarcaciones con migrantes de Siria, Afganistán, Irak y otros países llegan a las islas a pesar de un refuerzo en la vigilancia de la guardia costera en semanas recientes, con el apoyo de las fuerzas armadas griegas.

Esto exacerba los problemas que enfrentan los campamentos de refugiados ya de por sí sobrepoblados. Un incendio en el campamento de Moria, en Lesbos, el 29 de septiembre, desató desmanes. El campamento alberga cuatro veces las personas que puede recibir.

El gobierno griego prometió acelerar las transferencias a la parte continental y ampliar la red de campamentos de refugiados. Pero el ritmo de las llegadas de nuevos migrantes supera al de los traslados.

La organización de derechos humanos Amnistía Internacional dijo que el campamento de Moria “está sobrepoblado y no es seguro” y exhortó a que otras naciones de la Unión Europea ayuden a Grecia a ubicar a las personas que buscan asilo.

Las autoridades temen que si sigue llegando un alto número de migrantes durante todo octubre, será difícil evitar una crisis en el invierno que se avecina.

El nuevo gobierno conservador de Grecia dice que planea detener a los migrantes sin darles el derecho a pedir asilo y que quiere reanudar las deportaciones a Turquía bajo los términos detallados en el acuerdo del 2016 entre la UE y Turquía.