Mundo

Macron lanza “gran debate” luego de protestas en Francia

Macron dijo que la crisis de los chalecos amarillos era la oportunidad para realizar cambios profundos en el país

Por  AP

El presidente francés Emmanuel Macron habla a los alcaldes de la Normandía rural durante el

El presidente francés Emmanuel Macron habla a los alcaldes de la Normandía rural durante el "gran debate" en Grand Bourgtheroulde, Francia, martes 15 de enero de 2019. Macron propuso un "gran debate" tras semanas de protestas contra el gobierno. (Philippe Wojazer/Pool Photo via AP)

GRAND BOURGTHEROULDE, Francia (AP) — El presidente francés alentó el martes a la gente a que presente sus quejas y proponga cambios a la economía del país durante un “gran debate” con la intención de aplacar al movimiento de los chalecos amarillos luego de semanas de protestas.

Emmanuel Macron lanzó formalmente un debate nacional de tres meses durante una reunión con alrededor de 600 alcaldes y funcionarios locales en Grand Bourgtheroulde, un pequeño pueblo en Normandía. Dijo que quería escuchar las inquietudes de los franceses.

Inició su viaje con una breve escala en el pueblo de Gasny para asistir a una reunión de funcionarios locales, donde algunos expresaron su inquietud por la pérdida de poder adquisitivo de los jubilados y los empleados públicos.

Foto: AP

Macron dijo que quiere ayudar a la “gente en situación difícil” salir de la pobreza, al volverla “más responsable”, porque “algunos hacen lo correcto y algunos molestan”. La expresión, utilizando un término vulgar en francés, tuvo amplia repercusión en redes sociales.

El mandatario de 42 años ha realizado declaraciones que muchos consideran arrogantes, como cuando le dijo a un desempleado que le bastaba “cruzar la calle” para conseguir trabajo o insinuó que algunos trabajadores son “holgazanes”.

Macron dijo que la crisis de los chalecos amarillos era la oportunidad para realizar cambios profundos en el país. Se comprometió a reformar el sistema de pensiones para volverlo más justo, porque algunos trabajadores tienen mayores prestaciones que otros, de acuerdo con su trabajo.

A pesar del gran número de efectivos de seguridad, la veda a los vehículos y el acceso restringido al pueblo, un centenar de chalecos amarillos se congregaron en Grand Bourgtheroulde para expresar su descontento.

Se produjeron algunas escaramuzas leves entre manifestantes y la policía y hubo algunos arrestos, informó un fotógrafo de AP. Las fuerzas de seguridad emplearon gases para mantener a los manifestantes alejados de Macron.