Selecciona tu región
Mundo

NASA mejorará el alcance de los GPS a la Luna

El equipo desarrollador de la agencia espacial planea completar el prototipo de un avanzado receptor para finales de este año.

Por Andres Rodriguez

-

Estados Unidos.- La NASA, una de las agencias gubernamentales que administra el GPS, desea expandir la aplicación del sistema de navegación en un lugar que probablemente muchos nunca hayan pensado en usarlo: el espacio mismo.

"Creemos que [allí] habrá grandes beneficios para la comunidad de satélites durante los próximos años, en base a lo que hemos podido demostrar con la Fuerza Aérea utilizando el GPS en el dominio espacial", dijo James Miller, director adjunto de política y las comunicaciones estratégicas en el Programa de Navegación y Comunicaciones Espaciales de la NASA.

Miller y su colega Joel Parker, líder de la política de posicionamiento de navegación y sincronización (PNT) para el Centro de vuelo espacial Goddard de la NASA, describieron las diversas formas en que el GPS y los otros sistemas de navegación por satélite global (GNSS), como el GLONASS de Rusia o el Galileo de Europa, pueden ser útil en el vuelo espacial.

El uso del GPS y los otros sistemas GNSS es bastante rutinario en la órbita terrestre baja (LEO), dijo Miller. Pero su uso en la órbita terrestre media (MEO), la órbita geoestacionaria (GEO) y más allá, incluso en el área entre la tierra y la luna, llamada espacio cislunar, es "una capacidad emergente", según Miller.

El módulo NavCube, que sirve de base para el prototipo del receptor GPS para la Luna.

Esta capacidad depende del hecho de que la señal de transmisión GPS "es un poco más ancha que la tierra, por lo que se derrama unos grados en cada lado, lo que se denomina señal de desbordamiento del lóbulo principal", explicó Parker.

Al igual que con cualquier antena de radiofrecuencia (RF), las transmisiones de GPS también crean lo que se denominan "señales de lóbulo lateral" a ambos lados de la señal principal.

Esos son muy útiles para los usuarios del espacio porque transmiten más allá de la tierra, hacia el espacio y pueden ser recibidos por los usuarios en órbitas GEO y espacio CISLunar, explicó Parker.

"Esto es aprovechar los beneficios del uso de GPS y GNSS en LEO y extenderlo al espacio", dijo. Miller explicó que hay varias formas en que las señales de GPS, y los datos de tiempo y posicionamiento que suministran, pueden usarse en el espacio.

Incluyen seguimiento de lanzamiento, control de actitud, sincronización de tiempo y navegación a bordo en tiempo real. "Esa es la promesa de GNSS en esta área", dijo.

Según Miller, una nave espacial de lanzamiento para reportar su propia ubicación a las estaciones terrestres que utilizan GPS a bordo reduce la dependencia de sistemas adjuntos costosos como el seguimiento por radar.

"Cuando realiza informes de posición GPS desde un lanzamiento, obtiene autonomía y ahorra dinero, porque no tiene que mantener una infraestructura de radar en el suelo para rastrear estos lanzamientos. Es un gran beneficio para toda la comunidad espacial ", explicó.

Síguenos en

Temas