Mundo

Once heridos en tiroteo a mezquita siguen luchando por su vida

Del total de 39 personas que están siendo tratadas por sus heridas en el hospital, once de ellas se encuentran en un estado crítico de salud y su condición está siendo monitoreada en cuidados intensivos 

Por  EFE

Once heridos en tiroteo a mezquita siguen luchando por su vida(EFE)

Once heridos en tiroteo a mezquita siguen luchando por su vida | EFE

Nueva Zelanda.- Once personas siguen en la unidad de cuidados intensivos en Nueva Zelanda, un día después del atentado contra dos mezquitas de Christchurch, que causó 49 muertos, dijo hoy la primera ministra, Jacinda Ardern.

En total, 39 personas siguen ingresadas en el hospital tras el asalto, entre los cuales dos menores de 2 y 13 años, si bien la mayoría son hombres de entre 30 y 40 años que sufrieron múltiples heridas de bala, indicó Ardern en rueda de prensa. 

En la huida, algunas personas fueron alcanzadas por los disparos del agresor, hubo quienes murieron a las afueras de la mezquita. Foto EFE

La primera ministra dijo que se trabaja para identificar a todos los muertos y que espera que antes de que termine la jornada se hayan podido retirar los cadáveres que aún yacen en las mezquitas para devolverlos a sus familias.

También señaló que personal de enlace con comunidades étnicas prestan apoyo a la comunidad afectada y que su gobierno trabaja con el de varios países para agilizar los trámites de repatriación.

Nuestra foco de atención ahora es asegurar que el proceso funerario concuerda con la fe musulmana a la vez que se atiende a estas circunstancias sin precedentes y a las obligaciones de los forenses

La comunidad musulmana alrededor del mundo dirigió sus oraciones a las víctimas del tiroteo en la mezquita de Christchurch, Nueva Zelanda. Foto EFE

Entre los fallecidos hay personas de Jordania, India, Pakistán, Bangladesh y Siria, indicó la primera ministra, quien por la mañana visitó a miembros de la comunidad musulmana de Christchurch a los que garantizó el apoyo de su gobierno más allá del atentado.

Nuestra muestra de solidaridad no se limita al aquí y ahora. Nueva Zelanda es el lugar que todos queremos por su inclusividad, diversidad y me tomo como misión personal como primera ministra defenderlo mientras este en el cargo