Selecciona tu región
Mundo

Padres malvados intentaron culpar a los paramédicos de los 60 huesos rotos de un bebé que murió

La pareja intentó culpar a los paramédicos por los 60 huesos rotos de una bebé que falleció

Por Carlos Narvaes

-

Londres.- Una pareja fue encarcelada después de que su bebé de ocho semanas muriera después de tener más de 60 huesos rotos en su cuerpo, los padres intentaron culpar a los paramédicos.

Bejamin O'Shea de 26 años, de Southwark, Londres, fue sentenciado a ocho años y medio por permitir que la bebé Amina-Faye sufriera daños físicos; mientras que Naomi Johnson de 24 años, de Battersea, fue encarcelada durante siete años por este delito.

Durante las entrevistas con la policía, la pareja afirmó que los paramédicos causaron las facturas sufridas por su hija, pero un jurado los declaró culpables de causar o permitir que sufriera daños físicos graves.

Leer más: ¡Sin corazón! Hombre roció con gasolina a sus padres y les prendió fuego

La bebé Amina-Faye, tenía 41 fracturas en las costillas y 24 fracturas en las extremidades cuando murió en abril del 2019.

El juez Niguel Peters, al dictar la sentencia en el Tribunal de la Corona del Interio de Londres, dijo que "lamentablemente" este es otro caso desgarrador de padres que abusaron o son crueles con sus hijos, y agregó que no hay duda de que este es un caso de alta gravedad en cuanto a crueldad con los niños.

La pareja fue detenida en el 2019 bajo sospecha de la muerte de la bebé / Foto: Policía WS

Sin embargo, los médico no pudieron establecer la causa de la muerte de la bebé y no es posible determinar qué padre fue quien causó las lesiones fatales y quién retrocedió y permitió que sucediera, escuchó el tribunal.

El juez agregó que "es notable este caso", ya que no había signos de fracturas, pero los expertos médicos habían determinado que las lesiones no eran accidentales y que era necesario aplicar fuerza.

Los radiólogos encontraron que las múltiples fracturas eran un alto indicio de que la bebé habría sufrido abusos físicos continuos.

La pareja fue sentenciada en el Tribunal de la Corona del Interior de Londres.

Cabe señalar que la pareja llamó al 999 durante la mañana del 26 de abril del 2019, luego de que la bebé dejara de respirar.

Los paramédicos llegaron en cuestión de minutos e intentaron salvar la vida de la niña de ocho semanas, pero lamentablemente murió en el lugar.

La Policía Metropolitana dijo que no había signos visibles de lesiones en ese momento y que originalmente se pensó que tuvo una muerte repentina e inexplicable.

El 11 de septiembre la pareja fue arrestada bajo sospecha de lesiones corporales graves.

Los investigadores rastrearon los mensajes de texto intercambiados entre la pareja y en uno se menciona que la bebé había estado tosiendo sangre.

Leer más: ¡Cosita! Llega Willow a la Casa Blanca, una hermosa gata atigrada se une a las mascotas de los Biden

Hallan a turista argentino desaparecido en Tulum
Síguenos en