Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Pagar el Metro con botellas plásticas en China, ya es hábito

TECNOLOGÍA - VERDE

Hace un año aproximadamente surgió una iniciativa medioambiental tomada por los propietarios del metro de Pekín, en China, al ofrecer a sus pasajeros pagar el viaje con botellas de plástico.

Las mismas que puedes encontrar en miles de basureros, playas, montañas y calles en el planeta, ya es posible utilizarlas como moneda de cambio.

La empresa dispuso inicialmente cuatro máquinas para recoger envases de plásticos en las estaciones de metro de Jinsong y Shaoyaouju, en la línea 10 del metro de Pekín.

Cada botella tendrá un valor de entre 0,5 y 0,15 dólares, lo que hará que con 15 botellas un pasajero acumule el dinero necesario para movilizarse.

Sin embargo, el proyecto contempla más de 100 máquinas recolectoras a lo largo de la línea 10. Un empleado de la compañía de reciclaje Incom explica que "Será tan fácil de usar como un cajero automático, esperamos poner una en cada estación de la ruta, y después expandirnos hacia otras líneas, paradas de autobús y áreas residenciales".

A través de la instalación de las máquinas la compañía, que recicla 50 millones de toneladas de botellas cada año, espera poder incitar a la población en general a reciclar, no solo a los recogedores informales. Por otro lado, Adam Minter, que reside en Pekín y escribe un libro sobre la industria de desechos en China explica a The Guardian que:

En occidente, reciclar es una actividad verde. En países asiáticos en desarrollo, es una actividad económica. Una cosa está garantizada. Si no se les paga a los donadores al precio del mercado, no funcionará.

Incom sostiene que los beneficios ambientales deben considerarse al mismo tiempo que los factores económicos.

Por su lado, Feng Yongfeng, de la ONG Green Beagle, explica que "Usar una mejor tecnología para reciclar es generalmente algo bueno. Pero el reciclaje de botellas no es un problema urgente en China. Ya tenemos un sistema maduro para eso. Nuestra verdadera necesidad es un sistema completo y comprensivo de reciclaje".

Shanghái ya cuenta con el sistema hace un par de años.