Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

Recibe el Rey Juan Carlos ovación en corrida de toros

MADRID

España (El Universal).- El Rey Juan Carlos I presidió hoy como monarca la que podría ser su última corrida en la plaza de toros de Las Ventas en Madrid. El coso madrileño recibió y despidió al rey con ovaciones de los tendidos puestos en pie.

El Rey llegó a la plaza alrededor de las 18:40 hora local y saludó a las autoridades que le esperaban, el ministro de Educación, José Ignacio Wert; el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, y la alcaldesa de la capital, Ana Botella, entre otros.

A las siete de la tarde, Don Juan Carlos apareció en el palco real y la banda de la plaza comenzó interpretar el himno nacional, como en cada visita del rey. Sin embargo, apenas se escucharon los primeros compases pues los asistentes irrumpieron con un fuerte aplauso al Rey y ovaciones de pie, reportaron la agencia EFE y el diario español El País.

Una vez terminaron los aplausos, inició el paseillo de los diestros Julián López 'El Juli', Iván Fandiño y Alejandro Talavante con toros de Alcurrucén. El Rey, gran aficionado a la lidia, ha presidido en muchas ocasiones desde el palco real, a lo largo de los últimos años, esta Corrida Extraordinaria de la Beneficencia, aunque en otras ocasiones acostumbra asistir a las corridas desde la barrera.

El madrileño Julián López 'El Juli' abrió el evento con seis toros de la ganadería Alcurrucén, y compartió cartel con Iván Fandiño y Alejandro Talavante. 'El Juli' dedicó al Rey la faena de su primer toro, al que le arrancó la única oreja de la tarde: "Majestad, por ayer, por hoy y por siempre, por dignificar nuestra fiesta".

Alejandro Talavante, de Extremadura, tuvo el mismo gesto con el monarca en su primer toro y declaró: "Va por usted". El torero que completó la terna, Iván Fandiño, no se sumó al gesto de sus compañeros.

Una vez que terminó la corrida y que los diestros abandonaron la plaza, el público volvió a dedicar aplausos y ovaciones al Rey antes de que éste, como es habitual, abandonara el palco real para saludar a los tres matadores de la corrida.

Tras el anuncio de su abdicación, será el 18 de junio cuando el monarca deje la corona a su hijo, quien sería Felipe VI.