Mundo

Rosselló ordena retirar polémico proyecto de libertad religiosa

Ricardo Rosselló ordenó la retirada del criticado proyecto de libertad religiosa aprobado esta semana

Por  EFE

Rosselló ordena retirar polémico proyecto de libertad religiosa.(Vía Twitter @ricardorossello)

Rosselló ordena retirar polémico proyecto de libertad religiosa. | Vía Twitter @ricardorossello

San Juan.- El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, ordenó este jueves la retirada del criticado proyecto de libertad religiosa aprobado esta semana por la Cámara de Representantes de la isla y que ha despertado una ola de críticas y comentarios por parte, incluso, de artistas como Ricky Martin.

A través de su cuenta oficial en la red social Twitter, Rosselló dijo que decidió la retirada de este proyecto y otro para prohibir las terapias de conversión, "ya que en lugar de lograr un consenso sobre una base de mutuo respeto, provoca la división de nuestro pueblo".

"Ambos proyectos partían de la premisa de lograr un consenso para que el mismo fuese considerado. Mi intención siempre ha sido promover el mutuo respeto entre los diferentes sectores de nuestra sociedad. Es por esto que siempre expresé que firmaría ambos proyectos o ninguno", subrayó en varios Tweets.

AYÚDANOS Da click a la estrella de Google News y síguenos

"El respeto a la dignidad del ser humano y la protección de los derechos que les asisten a todos los ciudadanos es una responsabilidad que asumo como gobernador", subrayó.

Por otro lado, advierte de que continuará usando sus facultades como primer ejecutivo "en defensa de aquellas causas acordes con la política pública de nuestra administración".

La representante de Puerto Rico en la Cámara de Representantes de EE.UU., del que la isla es Estado Libre Asociado, Jenniffer González, se refirió hoy al proyecto de libertad religiosa aprobada esta semana y escribió en las redes sociales que no se puede "dejar la puerta abierta" a la discriminación.

A través de Twitter, opinó que no "puede haber política pública ninguna que deje la puerta abierta o la mera insinuación de discrimen".

Previamente, la primera dama de Puerto Rico, Beatriz Rosselló, reaccionó este miércoles a las críticas en contra de la aprobación de la Cámara baja del proyecto de libertad religiosa, y opinó que se han presentado cuestionamientos "importantes" que "se deben escuchar".

Varios artistas de la isla, entre ellos, Ricky Martin, Residente, Kany García, Ednita Nazario y Gilberto Santa Rosa, han mostrado su oposición a la medida.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Mientras el mundo llama a la equidad, al respeto a la diversidad y a la defensa de los derechos humanos, la Cámara de Representantes y el Gobernador de Puerto Rico impulsan una medida que revierte todo lo anterior para consentir la separación, el prejuicio, el odio y la falta de respeto a la individualidad. Lo hace bajo una premisa que tergiversa el derecho constitucional a no discriminar por raza, sexo o creencia, y en su lugar, justificar una protección irracional a las convicciones religiosas de los empleados del Gobierno. De hecho, como miembro de la comunidad LGBTT me uno al coro de voces que afirman que nunca ha habido un consenso entre nuestra gente LGBTT para validar o legalizar el discrimen en contra nuestra. El Proyecto de la Cámara 2069, radicado por petición del Gobernador Ricardo Rosselló e impulsado por la Representante Charbonier, no es otra cosa que abrirle la puerta al odio hacia todo aquel o aquella que no comparta una misma ideología, que pertenezca a la comunidad LGBTT, o que incluso no sea del mismo color de piel, entre tantas otras manifestaciones discriminatorias. La libertad religiosa implica respetar al otro de la misma manera que respetamos a los demás. Como defensor de los derechos humanos y miembro de la comunidad LGBTT, me opongo vehementemente al proyecto de libertad religiosa, el cual nos atrasa como sociedad y nos proyecta ante el mundo como un país retrógrado, e incapaz de guardar el derecho básico a la individualidad. Este proyecto no es representativo del Puerto Rico que todos amamos, defendemos y al que aspiramos. Hacemos un llamado al Senado y al Gobernador Ricardo Rosselló para que no aprueben este proyecto que es una puerta abierta al odio y al discrimen. #loveislove #pride

Una publicación compartida por Ricky (@ricky_martin) el

El Proyecto de la Cámara 2069, radicado por petición del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, e impulsado por la legisladora María Milagros Charbonier, permitía, entre sus disposiciones, el "acomodo razonable" para que un funcionario pueda negarse a dar un servicio a cualquier ciudadano si considera que va en contra de sus creencias religiosas.

En un comunicado, la primera dama afirma que discriminar a una persona por su creencia de fe "no va de la mano con la política pública" del Gobierno actual.

Como toda sociedad democrática nos asiste la libertad de expresión, concluyó.