Selecciona tu región
Mundo

"Voy a saltar a sus brazos y besarlo”. Apertura de frontera de Estados Unidos con México une a familias de nuevo

Las líneas se movieron rápidamente el lunes por la mañana en la frontera de San Diego con México, el cruce más transitado de Estados Unidos

Por AP

-

San Diego.- Gaye Camara ya estaba imaginando su reencuentro con su esposo ahora que Estados Unidos reabrió su frontera con México, a quien no ha visto desde antes de que Covid-19 detuviera el mundo de volar aquí y allá y en todas partes.

"Voy a saltar a sus brazos, besarlo, tocarlo", dijo Camara, de 40 años, mientras transportaba su equipaje por el aeropuerto Charles de Gaulle de París, que casi podría confundirse con su versión prepandémica. multitudes tarareando, aunque con máscaras faciales.

Cuando Camara lo vio por última vez en enero de 2020, no tenían forma de saber que tendrían que esperar 21 meses antes de volver a abrazarse. Vive en la región francesa de Alsacia, donde trabaja como secretaria. Tiene su sede en Nueva York.

Leer más: ¡Es hoy, es hoy! Estados Unidos por fin reabre su frontera con México lo que provocó largas filas

“Fue muy duro al principio. Lloré casi todas las noches ”, dijo.

Las videollamadas, los mensajes de texto y las conversaciones telefónicas los mantuvieron conectados, pero no pudieron llenar el vacío de separación.

"No puedo esperar", dijo. “Estar con él, su presencia, su rostro, su sonrisa”.

Estados Unidos reabre su frontera

Estados Unidos reabrió completamente sus fronteras con México y Canadá el lunes y eliminó las restricciones de viaje que cubrían la mayor parte de Europa, preparando el escenario para reuniones emocionales de casi dos años de duración y proporcionando un impulso a la diezmada industria de viajes. por la pandemia.

Las restricciones, entre las más severas en la historia de Estados Unidos, mantuvieron separadas a las familias, incluidos los cónyuges que no han podido abrazar en meses, los abuelos cuyos nietos duplicaron la edad desde la última vez que los vieron y los tíos y tías que no han conocido a sobrinos y sobrinas. que ahora son niños pequeños.

Las líneas se movieron rápidamente el lunes por la mañana en la frontera de San Diego con México, el cruce más transitado de Estados Unidos, a pesar de los controles adicionales de vacunas requeridos para ingresar al país.

Las nuevas reglas también permiten viajar en avión desde una serie de países desde los cuales ha estado restringido desde los primeros días de la pandemia, siempre que el viajero tenga prueba de vacunación y una prueba de Covid-19 negativa.

A los ciudadanos estadounidenses y los residentes permanentes siempre se les permitió ingresar a los Estados Unidos, pero las prohibiciones de viaje bloquearon a los turistas, frustraron a los viajeros de negocios y, a menudo, separan a las familias.

Las aerolíneas se están preparando para un aumento en la actividad, especialmente de Europa, después de que la pandemia y las restricciones resultantes hicieron que los viajes internacionales se desplomaran.

Los 28 países europeos que fueron excluidos por la política de Estados Unidos, que acaba de terminar, representaron el 37% de los visitantes extranjeros en 2019, dice la Asociación de Viajes de Estados Unidos, a medida que la reapertura entra en vigor, las aerolíneas están aumentando los vuelos entre el Reino Unido y los Estados Unidos, en un 21% este mes con respecto al mes pasado, según datos de la firma de viajes y análisis Cirium.

En una señal de la enorme importancia de los viajes transatlánticos para las aerolíneas, British Airways y Virgin Atlantic celebraron la reapertura sincronizando las salidas de sus vuelos matutinos a Nueva York en pistas paralelas del aeropuerto londinense de Heathrow. El director ejecutivo de BA, Sean Doyle, estaba a bordo del avión de su empresa.

“Juntos, incluso como competidores, hemos luchado por el regreso seguro de los viajes transatlánticos, y ahora celebramos este logro como equipo. Algunas cosas son más importantes que la superación, y esta es una de esas cosas ”, escribió Doyle en un mensaje a los clientes, señalando que el vuelo llevaba el número que solía pertenecer al supersónico Concorde.

Para Martine Kerherve, estar separados de sus seres queridos en los Estados Unidos estaba lleno de preocupaciones de que tal vez no sobrevivieron a la pandemia que ha matado a más de 5 millones de personas en todo el mundo.

“Nos dijimos a nosotros mismos que podíamos morir sin vernos”, dijo Kerherve, quien se dirigía a Fort Lauderdale, Florida, desde París. "Todos pasamos por períodos de depresión, ansiedad".

Antes de la pandemia, era un viaje que Kerherve y su socio, Francis Pasquier, hacían una o dos veces al año. Cuando perdieron eso, "perdimos la orientación", dijo Pasquier.

Mientras tanto, Maria Giribet no ha visto a sus nietos gemelos Gabriel y David durante aproximadamente la mitad de sus vidas. Ahora, con tres años y medio, los niños están en San Francisco, que durante el apogeo de la pandemia bien podría haber sido otro planeta para Giribet, de 74 años, que vive en la isla mediterránea de Mallorca.

“Los voy a abrazar, asfixiarlos, eso es lo que sueño”, dijo Giribet luego de registrarse para su vuelo. Viuda, perdió a su marido a causa de una larga enfermedad antes de la pandemia y sus tres hijos adultos viven en el extranjero.

“Me encontré completamente sola”, dijo Giribet, quien volaba sola por primera vez en su vida.

En las fronteras de Estados Unidos con México y Canadá, donde viajar de ida y vuelta era una forma de vida antes de la pandemia , el cambio significó otro paso hacia la normalidad.

Los centros comerciales, restaurantes y tiendas de Main Street en las ciudades fronterizas de Estados Unidos han sido devastados por la falta de visitantes de México. En la frontera con Canadá, las rivalidades de hockey transfronterizas que eran tradiciones de la comunidad se volcaron.

Las iglesias que tenían miembros en ambos lados de la frontera esperan dar la bienvenida a feligreses que no han visto en casi dos años.

La pareja estadounidense de River Robinson no pudo estar en Canadá para el nacimiento de su bebé hace 17 meses. Estaba encantada de escuchar sobre la reapertura de Estados Unidos.

“Estoy planeando llevar a mi bebé para el Día de Acción de Gracias estadounidense”, dijo Robinson, quien vive en St. Thomas, Ontario. "Si todo va bien en la frontera, planeo derribarlo tanto como pueda".

Es "una locura pensar que tiene un lado completamente diferente de la familia que ni siquiera ha conocido todavía", agregó.

Estados Unidos, aceptará viajeros que hayan sido completamente vacunados con cualquiera de las vacunas aprobadas para uso de emergencia por la Organización Mundial de la Salud, no solo las que se usan en Estados Unidos, eso es un alivio para muchos en Canadá, donde la vacuna AstraZeneca se usa ampliamente.

Pero millones de personas en todo el mundo que fueron vacunadas con el Sputnik V de Rusia, el CanSino de China u otros no aprobados por la OMS no podrán viajar a los Estados Unidos.

Leer más: ¡El turismo vuelve! Estados Unidos hoy levantó las restricciones de viaje

Las medidas se producen cuando Estados Unidos, ha visto mejorar drásticamente su pronóstico de Covid-19 en las últimas semanas desde el aumento repentino del delta en el verano que llevó a los hospitales al borde del abismo en muchos lugares.

Al ritmo de “Cielito lindo”, grupo de mexicanos esperan a AMLO en el Times Square en Nueva York.
Síguenos en