Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Foto AFP

Foto AFP

Mundo

Nielsen defiende política de separar familias inmigrantes

Una consecuencia de esa política es la separación de familias, pero no su propósito, según defendió hoy Nielsen

Por: EFE

Kirstjen Nielsen jefa del Departamento de Seguridad Nacional.(AP)

Kirstjen Nielsen jefa del Departamento de Seguridad Nacional. | AP

Washington.- La secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, defendió hoy la política de su Gobierno de separar a los niños y padres que llegan ilegalmente a la frontera y volvió a pedir al Congreso que acabe con los "resquicios" que permiten a los indocumentados pedir asilo.

Ante el comité de Seguridad del Senado, Nielsen tuvo que dar explicaciones de la nueva política de "tolerancia cero" que anunció la semana pasada el fiscal general, Jeff Sessions, y que consiste en el enjuiciamiento de aquellos inmigrantes que llegan de manera irregular a la frontera entre México y Estados Unidos.

Una consecuencia de esa política es la separación de familias, pero no su propósito, según defendió hoy Nielsen.

Foto AP

En un tenso intercambio con la senadora demócrata Kamala Harris, Nielsen aseguró que el objetivo de la nueva política no es disuadir e intimidar a los inmigrantes que tratan de entrar a Estados Unidos de manera irregular, como afirman los críticos de la medida.

"De nuevo -defendió Nielsen- no tenemos una política para separar a los padres de sus hijos, la política que tenemos es enjuiciar a la gente que rompe las leyes. Siempre tienen la opción de ir a uno de nuestros puntos de entrada y no llegar de manera ilegal a nuestro país".

Cuando la senadora Harris presionó a Nielsen sobre cuáles serían las consecuencias de separar a un niño de 4 años de sus padres, Nielsen contestó: "Lo que estamos haciendo es enjuiciar a los padres que han roto la ley, como hacemos cualquier otro día en Estados Unidos".

Foto AFP


Según aseguró Nielsen, los niños pasan a custodia del Departamento de Salud en un plazo de 48 horas desde el momento en que son separados de sus padres y, a partir de entonces, los servicios sociales buscan a un pariente en Estados Unidos o los trasladan con una familia de acogida.

Nielsen se negó a ofrecer datos sobre el número de niños que han sido separados de sus padres en la frontera.

Foto AP

Según publicó en abril el diario The New York Times, que revisó datos oficiales del Gobierno estadounidense, más de 700 menores han sido separados de sus padres en la frontera entre México y Estados Unidos desde octubre, incluyendo un grupo de niños de menos de cuatro años.

En la audiencia, Nielsen tampoco comentó sobre la información que publican hoy los diarios The Washington Post y The Hill y, según la cual, el Gobierno está analizando la opción de enviar a bases militares a los menores de edad que sean detenidos o separados de sus familias tras cruzar la frontera.

En esta nota:
  • Política Migratoria
  • Estados Unidos Migración
  • Deportación Migrantes Mexicanos