Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Mundo

Rescindirá Estados Unidos ciudadanías de migrantes

La nueva política, emitida por Francis  Cissna, director de los USCIS, investiga miles de viejos registros y archivos de huellas digitales para determinar si existió algún tipo de fraude
Avatar del

Por: Agencia Reforma

Imagen Ilustrativa(AFP)

Imagen Ilustrativa | AFP

Ciudad de México.- El Gobierno de Estados Unidos buscaría comparar las huellas digitales de hace décadas para rescindir la ciudadanía de migrantes que pudieran haber mentido o falsificado información en sus formularios de naturalización, según informes del diario The Washington Post.

La nueva política, emitida por Francis  Cissna, director de los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS), investiga miles de viejos registros y archivos de huellas digitales para determinar si existió algún tipo de fraude.

La revocación de la ciudadanía, conocido como desnaturalización, es una medida rara y relativamente drástica por parte de las autoridades de migración, reservada para extranjeros que cometen crímenes atroces o actos de fraude, o incluso que representan una amenaza para la seguridad nacional.

De acuerdo con documentos revisados por el Post, los investigadores del Departamento de Seguridad Nacional de EU, digitalizaron huellas recogidas en la década de 1990 y las compararon con sus copias más recientes proporcionadas por extranjeros que solicitan la residencia legal y la ciudadanía en el país.

En caso que las huellas recopiladas en casos de deportación concuerden con las de alguien que envió una solicitud de naturalización o que halla utilizado un nombre diferente, este podría ser blanco de una nueva investigación.

Los infractores serían referidos a tribunales federales -únicos con capacidad para emitir la deportación del migrante-, donde podrían ser privados de su ciudadanía y eventualmente deportados.

"Las personas que serán blanco de esto saben muy bien quiénes son, porque se les ordenó retirarse bajo una identidad diferente e intencionalmente mintieron al respecto cuando solicitaron más adelante la ciudadanía", afirmó Cissna a través de un comunicado.

Según los últimos datos del USCIS, habría 2 mil 536 casos de naturalización que provocaron exhaustivas revisiones, y de los cuales 95 fueron remitidos al Departamento de Justicia.

Se espera que las cifras aumenten a medida que las autoridades migratorias se hacen con huellas dactilares adicionales.

Por su parte, funcionarios de la USCIS aseguraron actuar con base en un informe de 2016 que encontró 858 casos de extranjeros deportados que solicitaron la ciudadanía bajo una nueva identidad.

En esta nota:
  • Estados Unidos
  • México
  • Migrantes
  • Huellas digitales