publicidad
Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

* Jardinero convertido en pítcher: Jason Lane

RUIDOS DEL DUGOUT

El último juego en que había participado en Ligas Mayores Jason Lane ocurrió el 1 de octubre del 2007 en Denver, aquel inolvidable juego extra, el 163 del calendario, entre San Diego y los Rockies en Coors Field.

Lane estuvo en la posición de jardinero, luego de ese encuentro no se supo mucho de él. Se pensaba que se había retirado.

Pero Jason Lane no pensó en irse del juego sino en reinventarse en el mismo, fue un gran pítcher en el beisbol universitario con los Troyanos del sur de California, así que decidió probar en la loma e intentar, por difícil que pareciera, un retorno a Ligas Mayores.

Duró buen rato tirando en las Menores e inclusive en el 2013 por un breve lapso y ante las escasas oportunidades en beisbol organizado se fue al beisbol independiente con los "Zancudos" de Sugarland.

Este año firmó contrato de Ligas Menores con San Diego, lanzó algunos juegos en la pretemporada con buenos resultados pero no hubo promesa de que lo incluirían en róster de 40. Fue enviado al equipo triple A con los Chihuahuas de El Paso para empezar campaña.

Los números de Lane como abridor en este club sucursal fueron buenos considerando que es la Liga Costa del Pacífico un circuito de mucho bateo: cinco ganados y cuatro perdidos, con efectividad de 4.36 en 11 aperturas. Podemos bajarle una carrera a su promedio de carreras limpias por la altitud en que se juega en esa liga de triple A, el buen trabajo de Lane, que solamente regaló 14 bases por bolas en sus aperturas, abrió los ojos del gerente general del equipo grande, Josh Byrnes.

Finalmente, Lane volvió este martes 3 de junio a Ligas Mayores, siete temporadas después de haber jugado como jardinero en Denver, nueve años pasaron de su temporada de 26 jonrones con Houston.

Ahora es el pítcher Jason Lane. Regresó y retiró a 10 bateadores de Piratas en fila.

Esta gran distancia entre un juego y otro en Grandes Ligas no se veía en la gran carpa desde la década de los 70 con Danny Murphy que debutó como pelotero de posición con Cachorros de Chicago en 1960. Terminó su primera etapa en 1962 y regresó hasta 1969 con el otro equipo de Chicago, Medias Blancas, como pítcher en 1969.

Son pocos los jugadores que como Lane han logrado subir a las Mayores primero como jugador de posición y luego como lanzadores tras varios años de ausencia.

Recuerdo a Brooks Kieschnick, un jardinero y primera base que llegó a jugar con Venados a principios del siglo 21. Él hizo el grado como utility "especial" con Milwaukee en 2003. Este "gigantón" jugaba primera base, se iba a fildear y lanzaba ocasionalmente en relevo.

Ahora la historia pone en ese camino el de la perseverancia y reinvención a Jason Lane.