Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0

* Realidad

NADIE ME LO PREGUNTÓ, PERO...

México.- Vaya personajes radicales que somos en México. Si uno escribe con razones que la perspectiva mexicana en Brasil debe ser cautelosa, automáticamente se asume que uno no quiere que le vaya bien al Tri en el Mundial.

Varios jugadores mexicanos tienen un momento individual de gran incertidumbre, pero eso no quiere decir que no haya forma de encontrar algunas soluciones colectivas que le den cierta solidez a México para competir contra cualquiera de los tres rivales.

Sea cual sea el rival y el momento de aciago de varios jugadores, es posible competir de tú a tú con Brasil, Croacia y Camerún, independientemente del resultado. Pero el deporte, y más el futbol, es de momentos y hay muchas Selecciones que tienen mayor plenitud porque sus jugadores están en un mucho mejor momento.

Detengámonos en un caso para poder ser más claro. Humberto Suazo no es requerido por su Selección porque hay jugadores con mayor calidad y en mejor momento, una, otra, o ambas variables. En este grupo de Miguel Herrera, Suazo sería hasta titular si fuera mexicano con todo y que viene saliendo de una larga rehabilitación.

En otros ciclos mundialistas se han hecho auténticas convenciones para discutir la ausencia de algunos seleccionados, y el técnico mexicano en turno tenía hasta tres opciones en cada puesto. Hoy no es así, hay lo que hay.

No es una aseveración que pretenda ofender a nadie. No es personal, es una descripción de la realidad. Pero como no hay mayor roce con Camerún y Croacia en situaciones de alta exigencia, más allá de híbridos juegos amistosos, ellos deben estar pensando lo mismo de nosotros.

Que hay calidad, que tenemos el nivel suficiente para no sentirse favoritos sobre nosotros, pero que tampoco los intimidamos en absoluto. Miguel Herrera debe apostar por un trabajo físico intenso, pero sensible.

México tiene que jugar con las líneas muy juntas, con un despliegue físico a tope, pero con un pleno conocimiento de causa de cuándo, quién y a dónde moverse en cada instante.

Se requiere un trabajo extenuante para atender la pelota parada en contra y a favor. Acuérdese de mí. Eso determinará en buena medida la trascendencia, a su nivel, de México en Brasil.

[email protected]