Opinión

* Un acto de mucha clase * Se fortalecen las sanciones

RUIDOS DEL DUGOUT
Avatar del

Por: Juan Ángel Ávila

Tony Gwynn Jr ha sido un jardinero promedio en las Ligas Mayores. No posee la espectacularidad de su padre porque no es fácil, por supuesto, el poder comparar las carreras de padre e hijo cuando el papá ha sido uno de los mejores bateadores de todos los tiempos.

Siempre consideré, y él lo ha confirmado, que trató desde que inició en pelota profesional, el mostrarse como un elemento distinto a su progenitor. Utilizaba el nombre Anthony Gwynn, portaba otro número y no el 19 que llevó su legendario progenitor.

Para Tony Jr, el 2014 ha sido muy pesado. No pudo estar la temporada completa en el equipo grande de Filadelfia pues fue bajado a triple A por buen rato y todo eso bajo la sombra del fallecimiento de Tony Gwynn, que lo afectó en gran manera.

El lunes pasado volvió a San Diego por primera vez desde la muerte de Tony papá. Regresó al equipo grande de los Filis y el mánager Ryne Sandberg entendió bien el momento tan especial para la familia Gwynn.

Sandberg, quien como jugador fue un fiero rival de Tony padre en el bateo durante los 80 y 90, puso a Tony Jr de primero en el line up el martes. Fue un momento que el piloto de Filis visualizó perfecto para que Gwynn Jr rindiera tributo al hombre que fue su gran inspiración.

La afición en Petco Park se le entregó con el grito clásico hacia su padre, el coro de "Tony, Tony" se escuchó varias ocasiones.

Evento muy especial y un movimiento de mucha clase de Ryne Sandberg.

Se fortalecen las sanciones. La oficina de control antidopaje de Grandes Ligas ha endurecido las penalizaciones por violar este programa.

Ahora las multas abarcan otras sustancias. La asociación de jugadores ha enviado ya un cuadernillo a todos los peloteros que forman parte de su gremio para que lean el listado completo. Sobre las sanciones, la primera ofensa hace acreedor a quien viola el acuerdo a un total de 80 juegos, la segunda ofensa causa que se suspenda por 162 juegos, o sea toda la temporada, y como ya estaba establecido con anterioridad, la tercera violación al acuerdo provoca al infractor castigo de por vida del beisbol organizado.

Me parece lo más correcto el que se logren endurecer los castigos para quienes abusan de sustancias que mejoran el rendimiento.

Creo que es positivo el poder comenzar a hacer "limpieza" de cara al receso fuera de temporada para que los protagonistas del juego, los jugadores, tengan oportunidad de entender bien de que trata el asunto.

El sistema antidopaje de Grandes Ligas sin terminar por ser perfecto es el más severo en sanciones de todos los deportes en Estados Unidos.