Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

A reír

MALICIANDO

Dice ella: "Se ha muerto el cura que nos casó". Responde él: "El que la hace, la paga". De empleado a empleado: "¿Supiste que falleció el jefe?". –Sí, pero quisiera saber quién fue el que falleció con él. "¿Por qué lo dices?" –¿No leíste la esquela que puso la empresa? Decía: '...y con él se fue un gran trabajador...!'. De jefe a secretaria: "¿Quién te ha dicho que puedes pasarte dando vueltas sin trabajar todo el día solo porque tuvimos un affaire?" –Mi abogado... Jefe: "Antonio, yo sé que el sueldo no le alcanza para casarse... pero algún día me lo agradecerá". Dos empleados del Censo llegan a una casa, y preguntan: "¿Su nombre?". –Adán. "¿Su esposa?" –Eva. "¡Increíble! ¿Por casualidad la serpiente también vive aquí?" –Sí, un momento. ¡¡Suegraaaa, la buscan!! Gimnasio y sus milagros: Un hombre de unos 85 años le pregunta al entrenador en el gimnasio: "¿Qué máquina debo usar para impresionar a una chica de 30?". El entrenador lo mira y dice: "Le recomiendo el cajero automático". Se está muriendo la suegra y en su agonía, mira hacia la ventana y dice: "¡Qué lindo atardecer!". Y el yerno le dice: "No se distraiga suegra, concentradita, mirando el túnel, mirando el túnel!"… Je, je, je, ¡ah, pa… yerno!

VÁMONOS MALICIÁNDOLA con un saludo cariñoso hoy, sabadito lindo, día que nos disponemos a ir por la nochecita a tomar un drink en la Machado, y si están tocando los muchachones de Voces y Guitarras, que armonizan en el quiosco de la plazuela los sábados, ya que les pediremos esa canción que me trae de un ala, El sol no regresa. ¿Vamos?

SALUDITOS TAMBIÉN a nuestro muy estimado amigo don Guillermo Bernal, a quien deseamos que esté bien de salud, y superbién atendido por su Susy del alma… y toda su linda familia... ¡Un abrazo, Memo!

ESTUVIMOS EN el Acuario Mazatlán el pasado miércoles. Desde las 14:00 horas nos introdujimos a este lugar, el cual tenía mucho tiempo de no visitar. La verdad, me sorprendió. Lejos está aquel Acuario que conocimos casi desde su inauguración, y que visitábamos constantemente gracias a las invitaciones que nos hacía su director, don Ignacio Velarde, "Nachito", como de cariño le decimos los amigos. En aquellos "tiempos", ir al Acuario era un placer. Se puso de moda para las actividades sociales y culturales, exposiciones de pintura, sobre todo las del buen amigo Carlos Bueno (QEPD), y otros magníficos pintores también. Había presentaciones de libros, conferencias, y hasta festejos y cocteles. Nos encantaba ir ahí porque las autoridades y administraciones tomaban muy en cuenta a la prensa, sobre todo la social. Por nuestro lado agradecíamos publicando todas las actividades. Hoy no sé, ni pregunto cómo se manejan. Espero que bien. Solo sé que nomás salen en la información local.

EN ESTA ocasión, mi visita obedeció a ir a felicitar a un buen amigo, Jorge Gómez Llanos, administrador del Acuario, por su cumpleaños, así que junto con otros amigos comimos rico, y luego hicimos el recorrido admirando las amplias peceras, con especies de animales en cautiverio. Esos botetes que antes se tiraban y que hoy su carne es muy codiciada, y por lo tanto costosa. Esos pargos machos prietos, esos tiburones, las tortugas y otra gran variedad de exóticos peces. También estuvimos en el show de las aves y de los lobos marinos. Divinos estos últimos, muy bien amaestrados y cuidados. El público, encantado participó, y al cumpleañero, Toby un beso le dio…

POR AHÍ saludamos a la familia Gómez Llanos, los amigos de Jorge que han trabajado juntos dentro de su carrera política, a los compañeros del Acuario. También saludamos al Jimmy Ramírez, recién llegado de Seatle, a su esposa, Faby Valdez, a Celia Chío, Tere Cázares, Carmen Zataráin, Beatriz "La Marismeña" Paredes, Martha Aréchiga, Roxanna Dávila de la Hoz Saito, entre otras personas más que pasamos muy contentos parte de la tarde… Confiamos que cuando se inaugure el tiburonario volvamos a este gran centro de atracción, el Acuario…

NOS VEMOS mañana dominguito ya. ¡Ah, jijo, les digo, que nos estamos haciendo viejos! Pórtense bien, que en eso estamos…