Opinión

La encrucijada de Sinaloa. ¿Qué se juega el 6 de junio?

RETORNO

Por  Ana Luz Ruelas

Obsesionados por su hambre de poder y falta de escrúpulos, el grupo PAS-Morena se olvidó de formular una propuesta responsable para Sinaloa; hacen campaña con las manos vacías, con propaganda de las mañaneras y aburridas cantinelas de combate a la corrupción.

Al analizar el programa del candidato del PAS a gobernador, César Velázquez lo encontró hueco y trasnochado. Decepcionante. Con fino humor, señala que “parece que el tiempo se detuvo en el lenguaje, en las frases hechas, en los lugares comunes”. Se repiten eslóganes oficialistas de las últimas cuatro décadas. No hay tales ideas de izquierda y son más de derecha (https://bit.ly/3happqa).

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Tiene razón. Si durante más de seis años, Rocha fue jefe de asesores del gobernador, parece que el puesto le pasó de noche, revela tanto dejadez personal como mediocridad de su equipo. Pero más allá del texto, lo crucial es el contexto.

Plantean “aterrizar” la 4T en Sinaloa, lo que significa esclavizarnos a un proyecto nacional retroconservador, esterilizante del federalismo, depredador de estrategias de desarrollo local, en aras de un centralismo de corte santanista y su Supremo Poder Conservador.

Pura ambigüedad, frivolidad y palabras vacías: plan de infraestructura (ya existente), créditos a los sectores productivos, mejorar hospitales, hacer ambulancia un helicóptero (!), potenciar el turismo, legislación “para apoyar la inversión” (como si faltara), renombrar una secretaría como del bienestar, y los famosos programas sociales. Se puede resumir en cuatro palabras: menos de lo mismo.

Cuando entran en detalles, son patéticos. En lugar de una gran reforma universitaria ante la Ley de Educación Superior 2021, promete una caricaturesca universidad de la policía. ¿Y qué hará con la UAS, UAdeO, UPSIN, tecnológicos, UPES? Como si no existieran para el presidente de la Comisión de Educación del Senado. ¿Cuántos empleos ofrece crear? ¿Cuál es su meta de atracción de inversiones? Cero compromisos firmes, pues las becas de educación superior son para “comunidades marginadas”, cuando los estudiantes predominan en grandes ciudades.

Esto reafirma que traer la 4T a Sinaloa implicaría continuar con el saqueo de recursos de programas vigentes desde sexenios anteriores, de soporte a pescadores, agricultores, pequeños empresarios, cancelar fondos de ciencia y tecnología, arrebatar estipendios del SNI a investigadores nacionales.

Basta mirar al sector pesquero. Trasladaron las oficinas nacionales a Mazatlán y ya ven como nos va con el camarón de altamar por haber cancelado la nómina de inspectores. Aun así, el anodino Raúl Elenes culpa a los pescadores del boicot de EE.UU.

Frente a esa amenaza, aunque sin coherencia aún, la oposición al PAS-Morena, delinea un nuevo regionalismo para reposicionar a Sinaloa en los contextos nacional e internacional. Es muy pertinente.

Proponen una agenda propia para no ser patio trasero del Palacio Nacional, que castiga torpemente nuestras cadenas productivas de Sinaloa, en pesca, agricultura, industria, y suprimió fondos para promoción del turismo, socavando con ello históricas ventajas competitivas conseguidas durante décadas.

Es la encrucijada de Sinaloa: convertirnos en una Oaxaca del noroeste con el liderazgo Cuen/Rocha/Vargas, o emerger como una región autónoma, con planes de desarrollo regional propios, alianzas locales, participación ciudadana, para definir lo que nos conviene. Por esa disyuntiva se votará el 6 de junio.

Mario Zamora debe asumir con mayor arrojo esta disputa, pues el tiempo se acaba. Como señaló Aarón Sánchez, su equipo está fraccionado. Efectivamente, se advierten tres grupos: funcionarios de Quirino que buscan repetir; un caballo de Troya representado por Jesús Valdez que sirve a los intereses de Vizcarra y Aguilar Padilla, financieros de Cuen y Rocha; y, sus amigos comandados por Luis Valle y Pepe Uribe, inteligentes, pero de ligas menores.

Las encuestas se cierran. Los municipios se redefinen contra Morena. Mingo Vázquez en Ahome, rebasa a todos y se perfila como sepulturero político de Gerardo Vargas. La contienda se torna interesante.

Síguenos en

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo