Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Apoyos incompletos

NUESTRA OPINIÓN ESTATAL

A poco más de nueve meses de que el estado fuera azotado por el huracán "Manuel", causando daños estructurales en las redes carreteras y afectando a miles de familias que perdieron sus pertenencias por las inundaciones, hasta el día de hoy, todos los recursos prometidos tanto por el gobierno estatal, como federal, no han llegado a los más afectados.

Ni siquiera las promesas hechas por el propio presidente de la República, Enrique Peña Nieto, quien realizó una gira por las zonas más afectadas, se han convertido en una realidad.

Se han reparado parte de los daños en carreteras y caminos, pero no se ha dado apoyo a los habitantes de las zonas más afectadas más allá de entregar algunos enceres domésticos, láminas, colchonetas y alimentos en los momentos más críticos.

Los gobiernos municipales han tenido que ver la manera de subsanar las necesidades más básicas de la población, pero no pueden hacer más, al no tener los recursos suficientes para construir o reparar las viviendas de miles de familias sinaloenses.

Aun cuando desde inicio de año han empezado a bajarse los recursos del Fonden, el gobierno estatal los ha destinado para reparar los caminos y carreteras de los municipios afectados.

También se han quedado en promesas los apoyos ofrecidos por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), ya que aun cuando se acercaron a los damnificados y les tomaron datos, no les ha llegado la ayuda.

Sólo se han beneficiado con el programa de Empleo Temporal, pero lo que les pagan apenas y alcanza para sobrevivir.

La situación es la misma en todo el estado, no hay quién les responda a los afectados con hechos y no promesas.

Los damnificados del huracán "Manuel" ya se encuentran desesperados, sobre todo porque ya inició de nuevo la temporada de lluvias y siguen desprotegidos y en riesgo de volver a ver su patrimonio perdido.