Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Apuntes futboleros (1)

GRAN ANGULAR

¿Por qué no estar felices con un equipo que al debutar en el Mundial dejó ver una idea futbolística clara, un desempeño competitivo y una concentración mental que le permitió cumplir su primer objetivo en el campeonato, en condiciones adversas: ganar el primer partido

¿Por qué no apasionarse con ese deporte-espectáculo sin que el hacerlo signifique —como algunos amargados acusan— que somos unos tarados sin conciencia, manipulados por una empresa global escandalosamente corrompida, la FIFA, cuyo multimillonario negocio es potenciado por los excesos mercantiles de los medios de comunicación masiva y ahora de las redes sociales?

¿Por qué no darse el tiempo suficiente para celebrar victorias o lamentar derrotas deportivas, sin que eso quiera decir que olvidaste los asuntos que atañen a nuestra sociedad o que permites, o ni siquiera te das cuenta, de los abusos de un poder que, en contubernio con los intereses del referido negocio, pretenden usar al futbol como un distractor de sus triquiñuelas?

Que me guste el deporte en general y el balompié en particular —sobre todo en torneos que permiten ver el de mejor calidad— no me convierte en tarado, ni en un dejado, ni mucho menos en inconsciente y manipulado. Lo disfruto el tiempo que haya que disfrutarlo y después, a seguir con la lucha de todos los días y a argumentar con las mejores razones posibles a favor de un proyecto nacional justo, humanista, que no es, por cierto, el que comparte la FIFA y sus socios. Porque son los de pantalón largo, en todo caso, los que manipulan y transan, de ninguna manera los atletas que disfrutan con el futbol y nos permiten gozarlo.

Así que, sin ser un especialista en análisis deportivo, me parece sostenible la idea de que la Selección mexicana mostró el viernes una cara que hace mucho tiempo no le veíamos, neutralizó a su oponente Camerún y lo hizo contra un arbitraje que le anuló dos goles legítimos en medio de una cortina de lluvia que duró los 90 minutos del juego. Se le vio actitud, trabajo en equipo, responsabilidad compartida y armonía.

Claro que el equipo de Camerún no es, ni con mucho, el de Brasil o el de Croacia, aunque aquel no es tan león como lo pintaron, ni éste tan flan como quisiéramos, según se pudo apreciar el mismo viernes en el debut de esos dos representativos que también serán rivales de México en esta fase de grupos.

Viene pues lo complicado: Este martes contra Brasil y dentro de siete días contra Croacia, pero cumplido el objetivo inicial de ganar los primeros tres puntos y con la actitud, estilo y nivel de competencia mostrados, es posible sacar adelante esos compromisos con los mejores resultados para la causa del equipo.

Ya lo veremos y ojalá resulten más satisfacciones futboleras que son momentáneos alivios para este atribulado y expoliado pueblo. Y no es el futbol, por cierto, el que nos impide evitar el abuso de los potentados, sino la falta de organización política. Y créanme que una cosa y otra no están reñidas. Así que yo seguiré disfrutando del Mundial y oponiéndome a la privatización del petróleo y la industria eléctrica. Ojalá usted, apreciado lector, haga lo mismo. Y si son las dos cosas, mejor.

Instantáneas

1. RETIRADA. Es incomprensible la actitud del PRD de retirarse de la dictaminación en comisiones de las leyes secundarias en materia energética. Su participación en el Pacto por México llevaba amarrada de origen la aprobación de la reforma constitucional en la materia. En ella fueron parte de los dos tercios de votos del Congreso necesarios para sacarla adelante. Ahora hicieron más de 200 reservas en el articulado de la iniciativa de Ley de Hidrocarburos, pero se retiraron porque no están de acuerdo con el procedimiento legislativo tomado. PRI y PAN, para cumplir con el plazo de que estén listas antes de que termine este mes, aceptaron debatir todas las iniciativas en la materia y después votarlas en paquete. Para el PRD, apoyado por el PT en esta ocasión, eso es violatorio del reglamento. La Junta de Coordinación Política se reunirá hoy de urgencia para determinar si lo es o no.

2. DESPOJO. Aunque en la iniciativa de Peña Nieto sobre industria eléctrica no lo traía originalmente, las exigencias del PAN y de sectores del PRI, incorporaron un párrafo, similar al contenido en la Ley de Hidrocarburos que permite la expropiación prioritaria y fast track de terrenos, incluso ejidales, en los que las empresas concesionarias vean potencial de generación.

Eso es afectar también la propiedad social y sólo deja ver a un gobierno sordo y ciego ante un país que se descarrila, dicen desde ya las organizaciones campesinas.