Opinión

Salvar y ratificar un TLC que fracasó y aumentó la pobreza

INDICADOR POLÍTICO

Por  Carlos Ramírez

Luego de ceder soberanía, de someterse a los dictados de la Casa Blanca y de afirmar que se salvó a la patria de un castigo arancelario que hubiera aplastado 25 años de política comercial de desarrollo, los legisladores mexicanos van a aprobar entre hoy martes y mañana miércoles el Tratado de Libre Comercio 2.0 que es el mismo que firmó Salinas de Gortari y que en síntesis sólo aumentó el comercio exterior, pero profundizó la desigualdad social.

En base a diferentes estudios del especialista Arnulfo R. Gómez, se puede probar que el TLC 1.0 fracasó:

* El PIB promedio anual en los 25 años del TLC fue de 2.4%, frente a un aumentó de 2.6% de la población económicamente activa. El ciclo populista 1934-1983 dio un PIB de 6%.

* El Plan Nacional de Desarrollo 1989-1994 señalaba que México necesitaba crecer 6% anual del PIB para crear empleo formal a los 900 mil-1 millón 2000 mexicanos que se incorporaban por primera vez al trabajo. El PIB de 2.4% apenas dio empleo formal a un tercio de los trabajadores.

* La exportación pasó de 44 mil millones de dólares a América del Norte en 1993 a 404 mil millones de dólares en 2017.

* Sin embargo, México se hundió en la condición de país maquilador: el componente nacional de productos mexicanos en la importación pasó de 59% en 1993 a 39% en 2017. Es decir, el TLC condujo a la desindustrialización.

* Del 2001 al 2018 la participación de México en el PIB mundial bajó de 2.65% a 1.45%.

* En ese mismo periodo la ubicación del PIB per cápita de México bajó del lugar 41 al 71.

* México bajó del lugar 9 en el PIB mundial al 15.

* En ese periodo las empresas exportadoras disminuyeron de 37 mil 745 a 35 mil 277.

* En ese mismo periodo la participación de México en la inversión extranjera directa mundial bajó de 3.59% a 1.53%.

* Y en ese mismo periodo, el nivel de competitividad mundial de México descendió del lugar 34 al 51.

* Dentro de los tres principales índices de competitividad mundial México se hundió en la falta de atractivo para las inversiones: en el periodo 2001-2017 México bajó del lugar 56 en instituciones públicas al 123, del 94 en confianza en las autoridades a 127 y de 117 en trámites y regulaciones al 120.

* Dentro del TLC México no supo crear fuentes de empleo en el sector formal y en la actualidad el 57% de la fuerza laboral trabaja en la informalidad.

Y otros datos de la desigualdad social de hoy que revelan el fracaso del TLC para llegar el primer mundo que prometió Salinas de Gortari:

* En el periodo del TLC: en 1992 el 10% de las familias más pobres tenía el 1.4% del ingreso nacional y en el 2016 ese mismo 10% alcanzaba el 1.76% del ingreso nacional.

* En la actualidad, el 80% de los mexicanos vive con 1 a 5 carencias sociales, es decir, con restricciones de diferentes niveles, y sólo el 20% vive sin restricciones. Es decir, la marginación mexicana es de 80%.

* El 70% de las familias pobres y medias tenía el 36.7% del ingreso nacional y el 10% se quedaba con el 36.30% del ingreso. Es decir, 70% de las familias de abajo tenían el mismo ingreso del 10% de las familias de arriba.

* Las trece personas más ricas de México, según la lista de Forbes, suman una fortuna de 132 mil millones de dólares, alrededor de 2.6 billones de pesos; esta cifra de los más ricos sería el 10.4% del PIB y el 43.5% del ingreso nacional.

En este sentido y en base a estas cifras, el saldo real del Tratado de Libre Comercio 1993-2018 ha sido de desigualdad social, enriquecimiento de una plutocracia pequeña y sin cumplir con sus otros dos objetivos centrales: dar empleo formal y mejor pagado a la fuerza de trabajo y construir una nueva planta industrial competitiva.

Y el mito de los tratados con otras economías se derrumba con un dato: el déficit comercial mexicano con los 54 países con los que se firmaron tratados comerciales es de 784 mil 630 millones de dólares, según recuento de Arnulfo R. Gómez.

-0-

Política para dummies: La política debe ser el logro de objetivos concretos, no la justificación de lo que no se quería.