Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Chocan I+D y Telepeaje Dinámico por IAVE, Slim reacio a negociar y apuesta a confundir

TIEMPO DE NEGOCIOS
Avatar del

Por: DarÍo Celis estrada

No: Telepeaje Dinámico no ha logrado cerrar todavía un acuerdo con I+D para subir a su nuevo sistema IAVE la base de usuarios que hasta el jueves de la semana pasada podían usar los TAGs de la empresa propiedad de Inbursa y BBVA-Bancomer en la red carretera de Capufe.

I+D, que controla Carlos Slim, está dilatando de mala fe la integración de sistemas. No acepta la pérdida de este negocio con el organismo dirigido por Benito Neme y ahora busca aplicar la máxima de "lo perdido, lo que aparezca", con pretensiones innegociables con el nuevo operador.

El grupo que lidera Roberto Alcántara ya firmó acuerdos para implementar la interoperabilidad de TAGs con Pinfra, de David Peñalosa. Acelerando tiempos, el mismo viernes suscribió otro convenio con OHL, que capitanea José Andrés de Oteyza.

El primero es para subir a la plataforma de Telepeaje Dinámico los cerca de 350 mil usuarios de las carreteras de Capufe que lo hacen con el TAG ViaPass. En el segundo, para montar a los aproximadamente 400 mil abonados que lo hacen mediante el TAG Televía.

Pinfra, OHL y Telepeaje Dinámico acordaron pagarse entre si un peso por administración y facturación de cada cruce que haga un usuario utilizando sus respectivos TAGs en las carreteras que les toca operar. I+D no quiso aceptar esa propuesta y exige 2.70 pesos.

I+D, cuyas negociaciones las lidera Alejandro Aboumrad, el CEO de IDEAL, quiere que los demás operadores acepten defacto su tecnología, la cual es del año 2000 y no es compatible con la del nuevo concesionario de Capufe, y que además ningún operador de autopistas entre a comercializar sus mercados.

Las vías que I+D opera son la Chamapa-La Venta, el Arco Norte, el segundo piso del Periférico que va de San Jerónimo a Muyuguarda, el Libramiento Norte de Toluca, la Guadalajara-Tepic, el Libramiento Tepic, el Libramiento Guadalajara Sur, la Tepic-Mazatlán, la Mazatlán-Culiacán, el Libramiento Culiacán y la Tijuana-Tecate.

Telepeaje Dinámico, que a su vez encabeza Arturo Alcántara, lleva dos meses platicando con las huestes de Slim para evitar el escenario que se empezó a dar el viernes pasado: la afectación de miles de usuarios del anterior sistema IAVE que tenía I+D.

Pero no ha habido voluntad para llegar a un arreglo de mutuo beneficio. I+D no quiso compartir sistemas, bases de datos, listados y back-office, pese y que se trata de activos de Capufe, lo que hizo imposible construir las interfases, cosa que ya se está haciendo con Pinfra y OHL.

Por falta de apoyo de I+D, Telepeaje Dinámico inició la transición de los TAGs a su infraestructura a las cero horas del viernes primero de agosto y tuvo una ventana de 30 minutos para dejarlo operando. Su línea 800, contratada con Telmex para orientar a los usuarios, curiosamente se empezó a caer antes y después de arrancar con el servicio.

El colmo de la mala fe apareció la tarde-noche del mismo viernes, cuando los pupilos de Slim enviaron un comunicado a sus clientes haciéndoles creer que había ya un acuerdo con Telepeaje Dinámico para volver a utilizar los TAGs de I+D a partir del 10 de agosto.

"Es muy importante que no permitas que te retiren el tag actual, ni te deshagas de él", dice la carta que confundió a corporativos como American Express, que lleva aquí José María Zas, y que de inmediato pidió una confirmación de la veracidad de esa información que los pone en una posición comprometida.

No hay acuerdo entre I+D y Telepeaje Dinámico, es imposible técnicamente que conviva la tecnología obsoleta del anterior concesionario con la del nuevo, y si así fuera, no se puede integrar en menos de cuatro semanas.

Por lo que se ve, el anterior concesionario de Capufe sigue siendo fiel al principio de su grupo controlador: apropiarse de una infraestructura del Estado, negarse a compartirla y evitar la libre competencia, lo que hace un actor preponderante de una actividad.

Preparan URBI

En un par de semanas URBI, de Cuauhtémoc Pérez Román, estará solicitando el Concurso Mercantil con acuerdo previo. El esquema incluirá algunas novedades que lo harán diferente al de GEO de Luis Orvañanos y Homex de Eustaquio de Nicolás. Se dice que el preacuerdo incluirá la liberación inmediata de créditos puente de Santander, que comanda Marcos Martínez, y Banorte, que capitanea Alejandro Valenzuela, amén de otros créditos de emergencia que pudieran llegar hasta los cien millones de dólares en tres tranches de algunos fondos acreedores como Luxor, Ashmor y PIMCO. Otro cambio es que el conciliador ya no será designado por la empresa y bancos, sino por el IFECOM, que dirige Gricelda Nieblas, a través de tradicional esquema de sorteo.

FTI con Banamex

Recién le platicaba de FTI Consulting, el despacho consultor de negocios que fundó Dan Luczak. La firma se ha convertido en los últimos cuatro años en un referente en la investigación forense. Otro cliente que tuvo recientemente y a propósito del caso Oceanografía fue Citi, que preside Michael Corbat. Banamex, la unidad dirigida por Javier Arrigunaga, la contrató para hacer una reconstrucción de la contabilidad de la empresa de Amado Yáñez para fundamentar el monto supuestamente defraudado. En eso estaban pero el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes, que comanda Héctor Orozco, no los apoyó en los trabajos de due-dilligence y se retiraron.

Evya: stand-still

Por cierto que la CNBV, que preside Jaime González Aguadé, pidió a los bancos acreedores de Evya, otro proveedor de servicios de Pemex, detener acciones legales contra la compañía y apoyar su reestructura financiera. La firma de Francisco Javier Camargo arrastra pasivos arriba de los 150 millones de dólares. Tan solo a Banamex le debía cien millones, de los que 70 millones le pagó y el resto se lo cobró el banco vía el fideicomiso donde entran los pagos de la paraestatal de Emilio Lozoya Austin. HSBC de Luis Peña, BBVA-Bancomer de Vicente Rodero y Banorte de Alejando Valenzuela son los otros acreedores que aceptaron el stand-still.

Hogan Lovells

Después de 60 años de abanderar cientos de casos bajo el prestigiado nombre Barrera Siqueiros y Torres Landa, el afamado despacho legal mexicano dejó de llamarse así a partir del viernes pasado. Ahora es la sucursal de la reconocida firma global Hogan Lovells, que es liderada por Luis Enrique Grahan, que dicho sea de paso salió hace como medio año de Chadbourne & Parke. Se está creando un comité de dirección en el que están aquél y Eduardo Siqueiros. El nuevo bufete arranca con una plantilla de unos 80 profesionales, básicamente la estructura del negocio que también creó hace más de seis décadas Juan Francisco Torres Landa.

Pelean Cannon

Resulta que el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) está por resolver una vieja controversia entre Industrias Cannon y Canofil. Las compañías, cuyo origen fue Synkro, que encabezaba José Luis Ballesteros, fueron vendidas a finales de 2002 por el Fobaproa. Desde entonces se firmó un contrato entre ambas empresas donde se establecía la prohibición de registrar la marca Cannon, así como algunos diseños de productos en la rama textil. Una de las partes violó el convenio y fue demandado por la vía civil y ante la instancia que dirige Miguel Angel Margáin.