Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Defensa y desarme

JAQUE MATE

La gente puede dormir en paz por las noches sólo porque hay tipos rudos dispuestos a recurrir a la violencia para protegerla.

George Orwell

El Ejército actuó con rapidez una vez que este 13 de enero se firmó el Acuerdo para el Apoyo Federal a la Seguridad de Michoacán y que el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, hizo un llamado a los grupos de autodefensa a desarmarse. Contingentes militares avanzaron horas después para retomar el control de las zonas donde los comunitarios se habían hecho fuertes. El operativo se saldó con la muerte de un número indeterminado de personas.

Quizá la primera objeción es que el ejército desarmó a los grupos de autodefensa, pero no parece haber iniciado ninguna operación en contra de las bandas del crimen organizado. ¿Por qué no han detenido al Chayo, a La Tuta, a Quique Plancarte?, reclaman los líderes del movimiento comunitario.

Ha circulado en redes sociales un video oscuro y confuso que pretende mostrar la muerte de un policía comunitario a manos del ejército en la noche del 13 al 14 de enero. Por otra parte, Estanislao Beltrán, vocero del Consejo General de Autodefensas de Michoacán, me dijo ayer en entrevista que en el crucero de Antúnez se registró una "masacre" en la que fallecieron cuatro miembros de las autodefensas incluyendo una niña de 11 años (¿qué hacía una niña con la policía comunitaria?). Beltrán rechazó que haya habido un enfrentamiento: "Nosotros jamás nos hemos enfrentado con los militares –afirmó–.El pueblo, sin armas, fue a quien masacraron… Los únicos tiros fueron de los rifles de los militares."

Quizá el Estado mexicano no tenía más opción que desarmar a los grupos de autodefensa. Si se permite a algunos andar armados, y hacer justicia por propia mano, se crean las condiciones para que todas las disputas se resuelvan por el uso de la fuerza. Al final los criminales, o quienes tienen una mayor propensión a la violencia, salen vencedores.

Para que realmente se justifique la acción en contra de los grupos de autodefensa, sin embargo, el ejército tendrá que ser eficaz en la lucha contra el crimen organizado. No se trata nada más de detener a los líderes de las principales bandas del crimen organizado. Es indispensable recuperar para las comunidades la tranquilidad en que vivieron antes de la espiral de violencia.

Los dirigentes de los grupos de autodefensa no están contentos ante el intento del ejército de desarmarlos. No piensan que el gobierno tenga la voluntad o la capacidad para enfrentarse a las organizaciones criminales de Michoacán. No están dispuestos a darle siquiera el beneficio de la duda. "Ya les tuvimos paciencia 12 años" dice Estanislao Beltrán. A pesar de ello, los Zetas, la Familia Michoacana y Los Caballeros Templarios se han sucedido en una pesadilla inacabable.

Es muy pronto para juzgar el nuevo programa de apoyo federal al gobierno michoacano para garantizar la seguridad en tierra caliente. El gobierno estatal ha demostrado ya que no tiene la capacidad para mantener la paz en la región. El propio gobernador Fausto Vallejo lo reconoció el viernes 10 de enero al solicitar el apoyo del gobierno federal en materia de seguridad.

Pero ésta no sería la primera ocasión en que el gobierno federal asume la responsabilidad de la seguridad en Michoacán. Ya lo vimos en 2006 y los años subsecuentes. Hubo entonces una mejoría temporal, pero al cabo de cierto tiempo se recayó en una violencia peor. Los michoacanos han tenido que sufrir homicidios, secuestros y extorsiones. Esta situación es la que llevó al surgimiento de los grupos de autodefensa. Si se desarma a los comunitarios sin hacer mella a los criminales, de nada habrá servido el esfuerzo por superar la ingobernabilidad.

CRISIS EN VIVIENDA

No hemos salido de la crisis en la construcción de vivienda. Economistas de BBVA Bancomer señalan que en 2014 sólo se construirán 250 mil casas, 50 por ciento de la meta original de 500 mil para 2013. Antes de la crisis de 2008-2009, según Bancomer, se construían en México 700 mil casas al año.

Twitter: @sergiosarmient4