Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Opinión

Devolución de las aportaciones del Infonavit

Por: Juan Bautista Lizárraga Motta

El trabajador tiene el derecho de que se le entreguen las aportaciones que le corresponden, que dio al Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) cuando no haya solicitado ningún crédito ni lo haya utilizado para adquirir casa.

Muchos de nosotros desconocemos que tenemos derecho a que se nos entreguen las aportaciones del Infonavit que no fueron ejercidas en su momento.

Pensamos que, pasado el tiempo, si nunca obtuvimos o simplemente no solicitamos un crédito para comprar o construir una casa, las aportaciones que dimos al Infonavit durante toda nuestra vida laboral se pierden o el gobierno, de acuerdo con la ley, se queda con ellas.

Pues no es así. El Estado no puede apropiarse de las aportaciones de seguridad social que el trabajador dio al Infonavit para la obtención de vivienda, pues les pertenecen a ellos, aun y cuando ese dinero ya no lo utilicen para la adquisición de una casa.

Existen procedimientos administrativos o, según sea el caso, la posibilidad de acceder directamente al juicio de amparo para obtener la devolución de dichas aportaciones.

Con anterioridad, la ley señalaba que si el trabajador no pedía la entrega de sus aportaciones de Infonavit dentro de los diez años posteriores a que tuviera derecho a hacerlo, ya no lo podía realizarlo con posterioridad, pues dicha prerrogativa prescribía; es decir, la perdía para siempre.

La “prescripción” es una figura jurídica que se define como “la pérdida o adquisición de un derecho por el solo transcurso del tiempo”. A la primera hipótesis se le llama “prescripción negativa” y a la segunda “prescripción positiva”.

Por fortuna, esto ya no es así, pues ahora ya no prescribe la facultad para demandar la devolución de las aportaciones de Infonavit, pudiendo pedirla el trabajador en cualquier momento y tiempo, sin importar que hayan transcurrido diez, quince o veinte años desde que tenía el derecho a solicitarlas.

Esto es posible gracias al criterio sustentado en la sentencia de amparo directo en revisión, dictada por la Segunda Sala, de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), registrada en el expediente AR 934/2014, siendo ponente el ministro José Fernando Franco González Salas.

En dicho criterio se privilegia el derecho imprescriptible que, como trabajadores, les corresponde respecto a las aportaciones dadas al Infonavit, para pedir y obtener la devolución del dinero que cada mes, y año tras año de esfuerzos, se les fue descontando de su nómina.

Por lo que si usted está en la situación de que nunca tramitó su crédito Infonavit y ya se le venció el tiempo para hacerlo, puede pedir la entrega de todo el dinero que le dio a este organismo, pues es suyo y de nadie más.

Muchas gracias por la amabilidad de su atención, nos vemos la siguiente semana.