Opinión

El Ingenio

Por  El Ingenio

Evento de arranque de los trabajos de reconstrucción de tres colectores sanitarios en Los Mochis.(Javier Padilla/ EL DEBATE)

Evento de arranque de los trabajos de reconstrucción de tres colectores sanitarios en Los Mochis. | Javier Padilla/ EL DEBATE

Los tiempos. Dicen que el secretario de Obras Públicas del Gobierno del Estado, Osbaldo López Angulo, se metió en un aprieto en el acto de arranque de los trabajos de reconstrucción de tres colectores sanitarios en esta ciudad. Incluso, está de por medio su posición. Cuando menos es la percepción que quedó tras que el gobernador Quirino Ordaz Coppel llevó la situación de manera intencional a que se cumpliera el compromiso de que en cuatro meses las compañías constructoras concluyeran las obras que tendrán una inversión de más de 80 millones de pesos. ¿Y si no? La misma gente que se encontraba en el evento gritó: ¡Fuera! ¡Fuera! Muchos hicieron la analogía del pasaje bíblico a propósito de la Semana Santa. Así, el secretario de Obras Públicas estatal tendrá que estar muy atento de los avances de las obras para no llevarse una sorpresa de parte del gobernador. De hecho, cuando López Angulo ya la vio en serio, no quería ni hablar.

Plazo. Y la pregunta ¿Y si no?, que se hizo famosa ayer en el evento de arranque de reconstrucción de los colectores sanitarios también le llegó al alcalde de Ahome, Guillermo “Billy” Chapman. Lo que pasa es que a iniciativa del presidente la síndica de Topolobampo, Déborah Isela Preciado Valenzuela, participó y pidió tres cosas: ampliación del malecón, un estadio de beisbol y una universidad. Ahí, se le dio salida a estas dos últimas demandas, quedando lo del malecón. En esta obra fue donde el alcalde se involucró. Tras pedirle a su tesorera, Ana Ayala, con cuánto se contaba disponible en caja, salió a relucir que no se tiene el proyecto ejecutivo para esa obra. Por eso, interrogó a su director general de Obras Públicas, Carlos Julio Fierro, del tiempo para elaborarlo. Un mes, le contestó este. Chapman quiso dejar las cosas de ese tamaño, pero la gente gritó: ¿Y si no? Como ocurrencia o en serio, el alcalde no tuvo otra más que decirles que si no se iría a operar la pesca deportiva en las presas. Y luego le lanzó la frase lapidaria a Fierro: un mes, tienes un mes.  

Beneficio. El senador priista Mario Zamora Gastélum estuvo ayer muy platicador con el gobernador Quirino Ordaz Coppel mientras el alcalde Guillermo “Billy” Chapman emitía su mensaje en el evento de reconstrucción de los tres colectores sanitarios. Algunos, sobre todo los allegados a Chapman, lo vieron mal porque no le ponía atención a lo que este decía ni dejaba que el gobernador lo hiciera. Sin embargo, Zamora Gastélum se sacó un diez cuando reveló a los asistentes, a petición del gobernador, que había una iniciativa de ley para que las API, como la que opera en Topo, repartan las ganancias que tiene para que se hagan obras en las localidades donde se encuentran. Esto provocó buen sabor de boca de los topeños que acompañaron a la síndica Déborah Isela Preciado.

De pasada. El senador priista Mario Zamora Gastélum se topó ayer con el coordinador de los Programas Federales Integrales en Sinaloa, José Jaime Montes Salas. Esto fue en ese evento. Se habla que ni uno ni otro ahondaron de manera personal en el diferendo público que tienen: Zamora Gastélum cuestionando el papel de Montes Salas, y este defendiéndose. Algunos dicen que era el momento para que el priista le pidiera el número de su teléfono al morenista, dónde estaba su oficina, qué hacía para cumplirle a los sinaloenses, etc. Será para mejor ocasión.  

Se le hizo. Onisa Juárez Carmona es ya la directora de Recaudación y Cobranzas de Ahome tras el nombramiento que le extendió el alcalde Billy Chapman tras lograr que el Cabildo le autorizara esa estructura. Con esto revive la pregunta ¿por qué los regidores le aprobaron ese nuevo aparato burocrático, y a la síndica procuradora Angelina Valenzuela le rechazaron la estructura que planteaba de su dependencia?