Opinión

El Ingenio

Por  El Ingenio

Ariel Aguilar, presidente del PAN en Ahome.(EL DEBATE)

Ariel Aguilar, presidente del PAN en Ahome. | EL DEBATE

Sabotaje. Los panistas de Ahome no acudieron a la asamblea estatal de ese partido, lo mismo que de otros municipios, con lo que abortó el encuentro para elegir a los consejeros estatales, ya que no hubo quórum. De hecho, Ariel Aguilar Algándar, presidente del PAN en Ahome, había firmado un documento junto con otros presidentes del instituto político de la intención de no acudir a la asamblea estatal. Así, el presidente del blanquiazul en Sinaloa, Sebastián Zamudio, se va a ir por la puerta de atrás. Ya le tocará al nuevo presidente, Juan Carlos Estrada Vega, conducir ese proceso. Un dato que llama la atención es que los panistas de Choix, de donde es Estrada Vega, tampoco acudieron. ¿Lleva mensaje?

Exhibidos. Dicen que calladitos y pasmados se quedaron el alcalde de Ahome, Guillermo “Billy” Chapman, y el director de Inspección y Normatividad, Marco Vinicio Contreras Bringas, ante la denuncia pública de la flagrante invasión de banquetas de cientos de negocios en los cuatro puntos cardinales en la ciudad. Aunque no los mencionó por su nombre, el expresidente del Colegio de Ingenieros Civiles de Los Mochis Hernán García Castro los dejó en evidencia de que se hacen de la vista gorda o no se atreven a aplicar la normatividad en la materia. Sin embargo, hay otros que son más atrevidos y hablan de que es por otra cosa. Cada quien que eche a andar su imaginación. De paladines de la ley, Chapman y Contreras Bringas quedaron exhibidos de que la aplican solo a sus adversarios políticos o a quienes se atreven a denunciar presuntos actos de corrupción del personal de Inspección y Normatividad.

Desdén. Dicen que las quejas de los periodistas en contra del alcalde de Ahome, Guillermo “Billy” Chapman, ante la Comisión Estatal de los Derechos Humanos no le preocupan en lo más mínimo. Y es que lo que determine la organización de derechos humanos no es vinculatorio, solo sería una recomendación que algunos señalan que cualquiera que sea en su contra no la va acatar. O si la acata va a hacer de los dientes para afuera porque luego va a volver a sus andadas. A la que sí le tiene pavor es a la denuncia penal interpuesta por la síndica procuradora Angelina Valenzuela Benites por el delito de amenazas. Además, está en suspenso las solicitudes de juicio político en el Congreso del Estado en donde ha tenido la protección de la fracción morenista, pero en política todo puede pasar de un momento a otro. Y más cuando hasta un vasto sector de Morena está en su contra por el gobierno intolerante y autoritario que ejercita, lo que es rechazado por la mayoría de los ahomenses.

Muy lentos. Por cierto, ya está dando de mucho de que hablar la síndica procuradora Angelina Valenzuela Benites, que es muy buena para revelar la integración de procedimientos administrativos, pero parece que los mismos caminan en burro. Es más el ruido que las nueces. Ya de perdida que resuelvan la de los funcionarios señalados de ser proveedores del Ayuntamiento, como ya lo hicieron en el caso de David, ahora exjefe de prensa, que realizó convenios de casi 100 mil pesos con una radio manejada por sus familiares.

Activos. Dicen que el secretario general del Partido Revolucionario Institucional en Ahome, César Emilio Gerardo Lugo, hizo buena mancuerna con la presidenta del tricolor, Dulce María Ruiz. No les queda de otra para medio poner en forma al tricolor para el 2021. Ahora impulsan la donación de mochilas y útiles escolares para los estudiantes. Cuando menos le buscan para revivir el interés en el PRI con miras al 2021 y ahí, cuando se vengan las candidaturas, se va a saber si la relación armoniosa entre los dos dirigentes sigue o se agrieta.