Opinión

El Ingenio

El senador Mario Zamora trae cortito al coordinador federal Jaime Montes. Lo demandó penalmente por hacer actos masivos

Por  El Ingenio

El llamado. Los morenistas y seguidores en Ahome del presidente Andrés Manuel López Obrador ya tienen una barrera de defensa ante los críticos. Y es que López Obrador ya hizo el llamado a los ciudadanos a no salir de sus casas si no es urgente con el fin de que el impacto por la contigencia del coronavirus sea menor. Para algunos esa convocatoria la hace tarde, pero al final lo hizo.

Hace días, muchos, incluidos morenistas y seguidores del presidente quedaron a merced de sus adversarios políticos porque este no quería pasar a la fase 2 ni sumarse a la campaña de la sociedad civil de quedarse en casa. Por el contrario, salió con la contra campaña llamando a que lo hicieran, que hicieran su vida normal, mostrando amuleto como fuente protectora contra el contagioso y mortal virus. Sin embargo, la realidad lo rebasó y tuvo que hacer lo que debería haber hecho desde hace rato. En este contexto, el presidente estará hoy en Sinaloa.

Por lo penal. El senador priista Mario Zamora Gastélum sigue trayendo cortito al coordinador de Programas Federales Integrales en Sinaloa, Jaime Montes Salas. Ya se han dado sus llegues discursivas, pero ahora Zamora Gastélum le subió de tono: lo demandó penalmente por violar el decreto expedido para mitigar los efectos del coronavirus.

Lo que pasa es que el senador cree tenerlo contra las cuerdas por la realización de una concentración masiva de entrega de apoyos de Bienestar en el Campo El Diez, en Culiacán. El delito que le imputa a Montes Salas o a quien resulte responsable es por ¡homicidio en grado de tentativa!, entre otros. Hay unos que avalan lo hecho por el senador para sentar un precedente y otros consideran que el fondo es que quiere dar el golpe mediático.  

Irresponsables. La que ya se lavó las manos por la celebración del conti en las comunidades indígenas es la coordinadora de Asuntos Indígenas Reynalda Leyva. También Librado Bacasegura, presidente del Consejo de Kobanaros y Pueblos Indígenas Yoremes en Sinaloa. Y es que “los judíos” realizaron el conti. Lo hicieron pese a que los centros ceremoniales fueron cerrados.

La acción fue en contrasentido de las recomendaciones del sector salud de no realizar concentraciones para evitar contagios y propagación del coronavirus. Leyva calificó a los judíos de “irresponsables”. Es tanto su enojo que les va a echar la policía. Por su parte, el jefe de la Jurisdicción Sanitaria 01 Omar González les advirtió a los judíos que “las máscaras” no los van a salvar.
   
El gane. Con sentido para el 2021 o no, la dirigencia priista de Ahome inició las “Jornadas Vecinales” en las colonias y comunidades. Estas consisten en vender a bajo costo paquetes de la canasta básica para ayudar a la gente en este momento difícil por el coronavirus. El líder estatal del PRI, Jesús Valdés, estuvo con Dulce María Ruiz y César Gerardo en el arranque del programa en las colonias Álamos 1 y 2, Los Ángeles, Topolobampo y Compuertas. Ellos mismos entregaron los paquetes con medidas preventivas. No se les va ninguna para posicionarse.

Las mañas. Si la denuncia que hizo el regidor priista de Ahome Raúl Cota Murillo, por el corte total del servicio de agua a los usuarios que deben dos meses los agarró fuera de base, la que hizo el regidor panista Alfonso Pinto los acabó de zarandear. Y es que este acusó a los trabajadores de la Japama de cortar el servicio para presionar a los usuarios de que les den dinero. Ya ni el líder social Guillermo Padilla Montiel había llegado a tanto. La gerente comercial de Japama, Karla León Sánchez, salió a aclarar que no se corta en forma total el servicio sino que solo se les limita, pero ahora con la denuncia del regidor panista salieron a decir que presente los casos de corrupción.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo