Opinión

El Ingenio

Dicen que el regidor Raymundo Simons no apoya ni a sus vecinos que luchan contra la instalación de antena telefónica

Por  El Ingenio

El impacto. En honor a la verdad, la declaratoria de emergencia de salud y el nuevo llamado a quedarse en casa que realizó el gobierno federal impactó en la ciudadanía del norte de Sinaloa. Los ahomenses, fortenses y choicenses tomaron más en serio el problema del coronavirus aunque no falta todavía el despistado. Un día después de tomarse nuevas medidas para contener el problema del coronavirus se nota menos gente en los centros comerciales y espacios públicos, pero de que hay movimiento, lo hay. Tampoco cambió mucho el desplazamiento en vehículos. Lo que sí provocó la declaratoria de emergencia es el recrudecimiento del debate sobre las medidas que se están tomando. Unos avalan al gobierno lopezobradorista por las medidas graduales que está tomando, pero otros lo cuestionan por no tomar la decisión radical del toque de queda porque no ven otra manera de ganarle la batalla al coronavirus. En un mes o antes se sabrá si la apuesta lopezobradorista resultó o fue un rotundo fracaso.  

Tregua prudente. De manera forzosa, los productores del Valle del Carrizo tienen una tregua al dueño de Multigranos, Carlos Ramírez, que no les ha pagado el trigo que le entregaron desde hace casi un año. Eso mismo tuvieron que hacer los maiceros de Ahome. La amenaza del coronavirus los paró en seco en su lucha para presionar a este a que les pague y para que el gobierno lo ajuste. Y es que los trigueros y los maiceros se quedaron sin el arma efectiva para sus demandas: es un riesgo realizar concentraciones para bloquear la carretera Internacional, tomar la caseta de peaje, realizar marchas, plantones, etc., como lo hicieron previo a la llegada del contagioso y mortal virus. No quieren exponerse, pero los dirigentes cenecistas Aristeo Verdugo y Martín Castro ya adelantaron que una vez que pase la contingencia van a volver con nuevos brillos.  

Desentendidos. Por si fuera poco, dicen que el regidor petista de Ahome Raymundo Simons no apoya ni a los vecinos del fraccionamiento Villa de Cortez, que es donde vive. Resulta que los que habitan en este lugar y los del alrededor, como el Santa Teresa, Santa Cecilia, Zafiro, entre otros, desde hace mucho están luchando contra el problema de una antena de telefonía celular que, según ellos, ha provocado cáncer en algunas personas. Esto está en la casa de Miguel Ángel Carrillo, quien se jacta de ser operador de uno que aspira a la gubernatura. Según los amenaza. Se habla que Simons ni pela a los vecinos que le piden que investigue porque no están los sellos de clausura de la antena que puso Inspección y Normatividad a fines del año pasado. Y el director de la dependencia, Arturo Mendívi,l ni les da la cara. Si no fuera por el coronavirus algunos señalan que ya le tuvieran tomadas las oficinas al funcionario.

Hasta que por fin. Después que perdió mucho tiempo para dar el ejemplo y tomar medidas con el fin de contener el coronavirus, la alcaldesa de El Fuerte, Nubia Ramos Carbajal, hizo un llamado a sus gobernados para quedarse en casa. En un video que publicó en las redes sociales tras participar en una reunión en la Jurisdicción Sanitaria 01, Ramos señaló que todavía hay tiempo para enfrentar el problema de salud que ya lo tiene en su municipio en virtud de que una mujer resultó positivo a Covid-19 en Constancia. Dicen algunos que hasta que a Ramos le cayó el veinte. Tuvo muchos días que desperdició para diseñar estrategias de prevención contra el mal por andar de fiesta en fiesta. Hasta ahora está convocando a Cabildo para tomar decisiones a la altura del reto.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo