Opinión

El Ingenio

Muchos no le vieron sentido que quitaran a Martín Castro del Comité Campesino número 5 y pusieron a Juan Díaz

Por  El Ingenio

Irresponsabilidad. Algunos ahomenses no han entendido la dimensión del problema del coronavirus, que ya dejó 12 muertos en Sinaloa, uno de ellos en Los Mochis, y el número de contagiados y sospechosos aumenta todos los días. A unos se les puede justificar que salgan a la calle por necesidad, por ir a comprar alimentos, al trabajo o alguna urgencia, pero el colmo es que a estas alturas realicen fiestas, como ocurrió este fin de semana. Incluso, elementos preventivos tuvieron que parar una celebración de cumpleaños en un salón de eventos. Otros más en la calle, en la vía pública. Con esta conducta hasta el director general de Seguridad Pública y Tránsito Muncipal, Carlos Rodríguez, quedó asombrado por la falta de conciencia ciudadana ante el problema de salud no visto por décadas. Las fiestas en la vía pública fueron suspendidas por los elementos preventivos, pero a los que participaban en las pachangas el interior de los domicilios solo les advertían los riesgos. Pero les valía. Qué irresponsabilidad.

Se salen con la suya. Por el mismo estilo están los judíos de los diferentes centros ceremoniales, que creyéndose inmunes al coronavirus realizaron sus celebraciones en Domingo de Ramos. Un ejemplo de la terquedad de no acatar las recomendaciones para evitar el contagio y propagación del coronavirus es lo que ocurrió en San Miguel.

Ni siquiera los elementos preventivos, con el apoyo de los de la Guardia Nacional, pudieron evitar la aglomeración. Si acaso lograron que en el ritual solo estuvieran los fariseos porque impidieron que a esa zona entrara otra gente. Así, se salieron con la suya los líderes indígenas Mario Valenzuela, Bernardino Valenzuela, entre otros, que creen que con eso se van a elevar sus bonos entre las comunidades indígenas.

Incluso, ya en San Miguel se gesta un movimiento en contra del síndico Jesús Manuel Sánchez, a quien lo consideran de lo peor porque ha tratado de impedir los rituales de la temporada.

Freno. A los que sí pudieron darle para atrás es a los comerciantes del Tianguis Dominical que por muchos años se instalan en la calle Zaragoza y el bulevar Rosendo G. Castro. La estrategia de los policías municipales fue plantarse en el lugar en la madrugada para evitar que los locatarios lo hicieran.

Estos se presentaron como cada domingo pese a que ya se les había informado de que se cerraría ese tianguis y todos los del municipio ante la emergencia de salud por el coronavirus. Uno que otro se resistió, pero no pudieron hacer nada. Dicen que aquí los policías la agarraron “cuichi”, lo que no fue lo mismo con los judíos en los centros ceremoniales.

Gatopardismo. Muchos no le vieron sentido que el presidente de la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos en Sinaloa, Faustino Hernández, haya decidido quitar a Martín Castro como presidente del Comité Municipal Campesino número 5 si puso al exdirigente ganadero Juan Díaz, que viene siendo del mismo grupo del exalcalde de Ahome Esteban Valenzuela García. O sea, nomás se cambió de “mono”.

Muchos atribuyen a la caída de Castro a que no dio el ancho y no tiene la estatura para el reto que viene en el 2021, pero algunos aseguran que en realidad el ahora exlíder cenecista no tuvo el apoyo de su “padrino” y su grupo. Incluso, se habla que Valenzuela García solo le hace al cuento de que apoya en las elecciones. Es decir, que solo simula.

El silencio. El silencio es la respuesta que han tenido del alcalde de Ahome, Guillermo “Billy” Chapman, y del gerente general de Japama, Guillermo Blake, los regidores de las diferentes fracciones de Cabildo que les exigieron que suspendan los cortes y limitación de agua potable a los deudores ante la contigencia del Covid-19. Cuándo quieran pues.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo