Opinión

El Mundial de diferentes niveles

MI PUNTO DE VISTA

Por: Luis Alfonso Félix

Habrá quienes lo estén calificando de bueno, otros de regular y algunos de muy baja calidad, por no decir que malo. Pero lo cierto es que el Campeonato Mundial de Beisbol U-15 nos demuestra que en cuanto a práctica y preferencia, el futbol lo sigue dominando… y de calle.

La Federación Internacional de Beisbol podrá promoverlo en todos los países del mundo, pero no en todos es bien aceptado y mucho menos interesante.

Para muestra basta un botón; Brasil y Guatemala no tuvieron el respaldo suficiente para realizar este viaje. Sucede lo mismo que con el movimiento de ligas pequeñas, donde para asistir a los Nacionales de Liga y de Región, los padres tienen que desembolsar lana.

Desgraciadamente, para algunos continentes como el de América, siempre será necesario que algunos países se eliminen, y es ahí donde equipos el triple o cuádruple más fuertes que otros como República Checa, Nueva Zelanda, etc., se quedan al no dar ese último. Un ejemplo de ello son Puerto Rico y República Dominicana, ausentes de este torneo, del cual orgullosamente somos los anfitriones.

La primera parte del certamen se fue como el viento. Cinco jornadas que nos dejaron encuentros interesantes en cada una de las plazas, y que ahora le tocará al puerto sinaloense servirse la mejor tajada del pastel, porque allá estarán los dos mejores equipos de cada grupo, digamos pues, que los seis conjuntos con más dominio y mejor idea de lo que es el beisbol.

Venezuela acompañando a Cuba con boleto de Los Mochis a Mazatlán; México con su único verdugo China Taipéi surgiendo del grupo de Culiacán, y Estados Unidos al lado de Panamá permaneciendo en el puerto sinaloense, con los canaleros dando la gran sorpresa al sacar de la jugada por el título a los japoneses, algo que realmente no estaba en el guión.

Mientras que en el vecino municipio del norte, la fiesta continuará con los equipos más débiles, y en Culiacán, aquellos que se quedaron en la orilla, en Mazatlán, las seis potencias de este campeonato van por la corona que los venezolanos quieren revalidar, pero que seguramente tendrán un camino bastante complicado porque ahora están en la misma ruta de los estadounidenses y esos chinos que nos dieron una cátedra de cómo aplicar el sentido común de los fundamentos.

Desventaja. El sistema de competencia de la International Baseball Amateur Federation (por sus siglas en inglés), es parejo para todos. Sin embargo, siento que aquellos que van como segundo lugar de sus respectivos grupos a la ronda final tendrán que redoblar esfuerzos si siguen soñando con el campeonato.

La cosa está así; los seis equipos sostendrán solamente cuatro juegos cuando deberían de ser cinco. Pero resulta que como los dos clasificados por grupo ya se enfrentaron, el resultado de ese compromiso en la primera fase cuanta para la siguiente ronda.

Es decir; México iniciará hoy en Mazatlán con récord de 0-1 por haber perdido con China, el otro clasificado de su casillero, y lo mismo sucederá con Venezuela y Panamá que cayeron con Cuba y Estados Unidos, respectivamente.

O sea, que una derrota de cualquiera de ellos (México, Venezuela y Panamá) los estaría alejando del gallardete, por lo corto del calendario. Aztecas y venezolanos se enfrentarán entre sí esta noche en el "Teodoro Mariscal", y el perdedor necesitará de algo más que un milagro para volver a tener el título en la mira.

Así es la eliminatoria. Estados Unidos, Cuba y China, por haber sido líderes, tienen un 25 por ciento de posibilidades de estar en la gran final, sin que todavía se haya cantado el playbol en esta ronda titular.

¿Cómo la ven?

--

Ayer Dios me permitió escribir estas líneas; hoy sólo ÉL sabe si podré hacerlo de nuevo.