Opinión

El dinero es la prioridad

ACENTO

Por  Jorge Luis Lozano Pastrano

El dinero es la prioridad(Foto: EL DEBATE)

El dinero es la prioridad | Foto: EL DEBATE

Lo mismo que la mayoría de los estados de la república que se han integrado a la llamada nueva normalidad dictada por el gobierno federal para la recuperación económica del país, Sinaloa parece ir en sentido contrario al avance de la pandemia mundial del coronavirus.

Cuando más muertes y contagios se reportan, la entidad se encuentra ya en una etapa de reactivación económica fomentada por los gobiernos, con un subsecuente relajamiento de todos los protocolos preventivos. El aislamiento, las medidas de quedarse en casa solo existen ya en el discurso.

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

En las calles y las avenidas se nota un tráfico intenso; en las calles de las colonias populares, las personas conviven y departen sin guardar la más mínima medida preventiva, como la sana distancia y el uso de cubrebocas. En los centros comerciales, los negocios con venta de artículos no esenciales operan de manera normal, con algunas restricciones que no se notan mucho.

En contraste, la entidad reporta los hospitales saturados por enfermos con los síntomas de la pandemia. Es tal el número de casos, que ya rebasan la capacidad de las instituciones de salud, donde no hay personal suficiente para dar la atención adecuada a los enfermos, y si la hay, no se quieren arriesgar.

Ahora se le piden a las personas con síntomas de Covid-19 que no vayan más a los hospitales para diagnosticarse y que recurran a las líneas telefónicas para encontrar ayuda. Hasta ayer sumaban ya 6 mil 095 pacientes activos en todo Sinaloa y las muertes están por llegar a las mil.

Eran 953 hasta anoche. Pero eso ha dejado de importar al gobierno (o al menos eso parece), pues la prioridad aparente es reactivar la economía, proteger los intereses financieros de los grupos empresariales a costa de la salud pública de todo el país. Pudiera ser un tema rebatible, pero lo que es innegable es que los intereses económicos se están priorizando. 

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo