Opinión

El impacto de la naturaleza

GUASAVE

Por: René Figueroa

Playa Las Glorias es uno de los espacios naturales que más presumen los guasavenses, sin embargo, en estas fechas, como ocurre cada año, la fuerza de la naturaleza las embiste y hace recordar que hay espacios que ya no son todo del hombre.

Ayer la playa amaneció devastada y de nuevo causó preocupación entre quienes viven en esa zona del municipio, sobre todo para quienes tienen inversiones.

Es la zona de restaurantes en donde más daños se observan. De eso ya estaban avisados los pequeños empresarios, pero muchos de ellos se han resistido a cambiarse.

Seguro es que esta embestida de la naturaleza debe de poner a pensar a quienes se han opuesto a cambiar o a innovar, pues este fenómeno se presenta con mayor fuerza cada año.

O bien, también se debe de poner especial atención en las gestiones de las autoridades, ver con los analistas y especialistas si las inversiones aplicadas hasta el momento han sido las adecuadas o se requiere de una mayor inversión, pero con estudios bien sustentados.

De lo que debe quedar claro es que la población debe de tomar las medidas pertinentes para que no sucedan situaciones que lamentar.

Si ayer las autoridades pusieron banderas de advertencia, entonces no se debe de retar a la naturaleza.

Habría que decir que es de lamentarse que parte de la inversión aplicada en Semana Santa por el gobierno municipal la haya tirado el mar.

Hasta el momento hay millonarias inversiones en las escolleras de Boca del Río y en La Ensenadita, sus efectos muchos los cuestionan y otros las defienden.

De lo que sí se debe estar cierto es de la necesidad de proteger el espacio natural del que se sienten orgullosos los guasavenses.