Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

El multimillonario mexicano más desconocido

ALGO DE NEGOCIO

¿Podrían pensar un día regresar a comprar una mega empresa que te rechazó para darte un trabajo? Ese es el sueño de cualquier persona que no le dan un empleo.

David Martínez Guzmán nació en Monterrey en 1957. Estudió en el Instituto Irlandés de Monterrey. Al concluir la prepa decide ser sacerdote y se va a Roma al seminario de los Legionarios de Cristo. Seis meses después regresa a México y se inscribe en el Tec de Monterrey en la carrera de Ingeniería Eléctrica. La vocación sacerdotal no fue lo suyo, pero fue miembro de Regnum Cristi, de los Legionarios de Cristo.

Después de recibirse, con título en mano va en busca de trabajo, en todos es rechazado. Al no encontrar trabajo le pide un préstamo al padre de un amigo para estudiar una maestría en negocios en Harvard. Al concluir esta, va a trabajar en New York para lo que hoy es Citigroup en el área de mesa de mercados emergentes hasta el año de 1985.

Con un préstamo de su abuela de 300 mil dólares, funda su fondo de inversión que se llama Fintech en el año de 1987. Su primera incursión importante que se conoce en México fue cuando tomó el control de la empresa productora textil y productos químicos Cydsa, de grupo Alfa de la familia González Sada. Adquirió mediante Fintech deuda por 400 millones de dólares que tenía la empresa en sólo 40 millones de dólares y después negoció la deuda por acciones de Cydsa, quedándose con 60% de las acciones y el control de la compañía. Casualmente esta empresa fue una de las que lo rechazó para un trabajo.

La última que se le conoce en México fue la de salvar a Vitro. En el 2008 Vitro se declaró en suspensión de pagos, durante años pelearon en tribunales la reestructura de su deuda y la verdad estaban perdiendo todo en tribunales. En 2009 Martínez les presta 75 millones de dólares y queda como propietario de inmuebles estratégicos de la empresa. El acuerdo es que le regresará a Vitro las propiedades por el 24% de las acciones. Al mismo tiempo adquiere deuda de los acreedores, convirtiéndose en el mayor acreedor individual, es decir, al que más le debe Vitro con 600 millones de dólares, ¿cuánto pagó por esos 600?, es un misterio, la deuda total era de 1.5 mil millones de dólares. En 2010 Martínez inicia pláticas con bancos y tenedores de bonos. Al mismo tiempo, las subsidiarias de Vitro prestan dinero a la matriz y meten en la contabilidad 1.2 mil millones de deuda, aunque fueran filiales de la misma empresa. Con esto logran una quita de los otros acreedores del 60 al 40 por ciento de la deuda, ya que cuentan con más del 50% de la deuda total de Vitro y de esa manera logran la reestructura.

Fue el encargado de ayudar en la reestructura de Argentina, en 2001 se declaró en suspensión de pagos. Debía 100 mil millones de dólares, adquiere 700 millones de dólares pagando sólo 100 millones, adquirió el 40% de Cablevisión, la empresa más grande de cable en Argentina, adquirió el 68% de las acciones de la telefónica de celular de Telecom, también en Argentina, pagando 860 millones de dólares, adquirió en el 2013 el 5% del banco español Savater.

Este discreto hombre de negocios adquirió el dominio en la web de su nombre, por lo que poco se sabe de él. Vive en New York, donde pagó 42 millones de dólares por un condominio en el Time Warner Center en el 2003. Se le adjudica la compra del valor más alto pagado por una pintura de 140 millones de dólares.

En fin, para que sepamos que hay más millonarios y no sólo los de siempre.