Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

El pleito por la basura

NUESTRA OPINIÓN CULIACÁN

Desde hace años los pepenadores que laboran en el relleno sanitario enfrentan una serie de problemas que viene a complicar aún más sus vidas.

La situación va desde el temor a la privatización del basurón y que sean expulsados, pasando por la inseguridad y los conflictos entre las cooperativas que han conformado, de las cuales los más beneficiados son los líderes y no quienes viven de hurgar en la basura.

Los conflictos han llegado hasta el mismo Congreso del Estado, donde todos los involucrados han pedido una solución al conflicto. Pero, como es de esperarse, cada quien vela por sus intereses personales y no por el de los pepenadores.

Ayer, de nueva cuenta, se manifestaron frente al edificio del Ayuntamiento exigiendo que no se privatice el relleno sanitario; y que se les renueve la concesión para poder seguir buscando entre los deshechos el sustento diario.

Entre el grupo de pepenadores manifestantes se encuentran personas desplazadas por la violencia, quienes tuvieron que hacer de la basura su medio para vivir en una ciudad desconocida a la cual se vieron forzados a migrar.

La demanda principal es que se les reconozca como trabajadores del relleno sanitario, y así evitar ser molestados por vecinos del lugar y por los propios empleados municipales.

Los manifestantes fueron recibidos en el Ayuntamiento y se iniciaron las negociaciones para poder llegar a un acuerdo pacífico.

Habrá que esperar si quedan conformes con lo pactado con la administración que encabeza Sergio Torres, quien al tomar posesión dijo que trabajará a favor de los más necesitados.

Atender a los pepenadores es el mejor ejemplo que podría tener el alcalde para demostrar que él en realidad va a ser un cambio en el municipio.