Selecciona tu región
Opinión

El que quedó vestido y alborotado es el excampeón de box “El Zorrita” Soto

El Ingenio

Por El Ingenio

-

Ratificado. El alma le regresó al cuerpo a José Jaime Montes Salas cuando el gobernador electo Rubén Rocha Moya lo presentó ayer formalmente como su secretario de Agricultura y Ganadería a partir del 1 de noviembre. Es el único mochitense que quedó en el primer nivel del gabinete rochista. Algunos cercanos de Montes Salas se habían preocupado porque un día antes en la ciudad Rocha Moya expresó que no se acordaba quién iba a su gabinete de esta tierra. Sin embargo, en la revisión que hizo sí estaba Montes Salas entre los que lo acompañarán a gobernar en los próximos seis años, al igual que otros que a ver si los terminan. Ahora la atención está en cuántos y quiénes más ahomenses se incorporan a posiciones de subsecretarios para abajo en la dependencia de Montes Salas, sino en las demás secretarías.

Penoso. El que se quedó vestido y alborotado para ser director del Instituto Sinaloense del Deporte es el excampeón de box Humberto “El Zorrita” Soto. Rocha Moya designó a Julio Cascajares, “El Chango O-TE”. Ya hasta “El Zorrita” se presentaba como tal, lo que hace que el golpe anímico sea más fuerte porque quedó mal. Algunos señalan que eso es producto de la indiscreción y “lo alzadito” del excampeón, que no guardó las formas. No había necesidad de tanto protagonismo si es que ya estaba amarrado.

Optimismo. De inmediato, el director general de Gas y Petroquímica de Occidente (GPO), Arturo Moya Hurtado, celebró el anuncio hecho por el subsecretario de Gobernación, Rabindranath Salazar, de la realización de la consulta popular dentro de un mes sobre la planta de fertilizantes en Topolobampo. En realidad, no podían ponerle peros porque era lo que estaban pidiendo desde hace mucho tiempo. Es diferente a los líderes del grupo Aquí No, que en un momento aceptaron la consulta cuando la planteó el presidente Andrés Manuel López Obrador, para después echarse para atrás. Todo este tiempo, Moya Hurtado y su equipo diseñaron una estrategia de penetración social para tener el apoyo de la ciudadanía, lo que parece lograron. Por eso, al director general de GPO se le vio ayer entero en virtud de que ya el trabajo lo hicieron para que el voto mayoritario sea el sí a la planta. 

Ni los pelan. Los que fueron borrados del mapa en el tema son los funcionarios chapmistas. El alcalde sustituto Juan Francisco Fierro no estuvo en la reunión con el subsecretario de Gobernación, el gobernador Quirino Ordaz Coppel y el electo Rubén Rocha Moya. Además, el alcalde electo de Ahome, Gerardo Vargas Landeros, y de Guasave, Martín Ahumada, en el que trataron lo de la consulta popular sobre la planta de fertilizantes. No vieron necesaria su presencia. Están pagando las que hizo el exalcalde Guillermo “Billy” Chapman. Ayer, en sesión, el Cabildo se despidió con más pena que gloria. Ya ni la burla perdonaron Fierro, la síndica Angelina Valenzuela y los regidores que hablaron. Con solo mencionar que Valenzuela va a la bancada morenista del próximo Cabildo cuando fue candidata a la alcaldía por Fuerza por México. Primero había dicho que iba como independiente. No hay seriedad.  

La espalda. Dos meses estuvo Fierro como alcalde sustituto y se la creyó. Le entró el aire que le echó ayer la regidora petista Socorro Calderón y el presidente de la Federación de Abogados de Sinaloa, José Luis Polo Palafox. Cuando menos esa es la percepción que quedó tras el acto de arranque de los trabajos de la Casa de la Cultura Jurídica de la organización de abogados. La regidora expresó que fueron muy poquitos dos meses de Fierro porque si hubiera estado más hubiera hecho mejor papel. Fierro lo asintió. Incluso, Polo Palafox señaló que el trienio con Chapman fue perdido. 

Síguenos en