Opinión

Entusiasmo por reactivación económica en Mazatlán

ROMPEOLAS

Por  ROMPEOLAS .

Entusiasmo por reactivación económica en Mazatlán(Foto: EL DEBATE)

Entusiasmo por reactivación económica en Mazatlán | Foto: EL DEBATE

Entusiasmo. Después de la confirmación hecha por el gobernador del estado, Quirino Ordaz Coppel, en el sentido de que la reactivación económica del sector turismo en Mazatlán se podría dar a partir del 7 u 8 de junio, en Mazatlán se ha notado movimiento en los centros de hospedaje. Ayer, en la zona hotelera se vio a grupos de trabajadores limpiando los accesos principales a los centros de hospedaje.

En otros más se pintaba y se adecuaban las áreas verdes. Se notaba el entusiasmo entre los obreros, quienes llevaban ya más de un mes de pausa laboral. No obstante, la anunciada reactivación económica ha generado por igual dudas en algunos sectores.

¡Ya estás suscrito a las alertas de noticias!

Ahora puedes configurar las notificaciones desde la campana

Y es que esta se da en momentos en los que el puerto vive su punto álgido de contagios. Tan solo el viernes, se reportaron 41 nuevos casos en un solo día. Ayer, Mazatlán volvió a encabezar la lista de municipios con mayor cantidad de casos nuevos al reportar 24, seguido por 22 de Ahome. Por ello las advertencias que empiezan a hacer algunos legisladores en el sentido de que no se deben de relajar los protocolos preventivos.  

Expendios. No se ha dado ninguna explicación de por qué en los expendios no se tiene abasto de producto, a pesar de que supuestamente no se vendió nada en más de un mes. Si bien algunos argumentarán que todo se terminó durante la semana previa a la ley seca, es cuestionable que gran cantidad de cerveza se haya terminado en tan pocos días.

Es conocido que la venta de bebidas de manera clandestina fue muy común durante ese periodo, por lo que debería ser investigado qué negocios realizaron tal actividad.

Recibos impagables. No dejan de darse los casos de denuncia por los altos costos de energía eléctrica en todo el país. A pesar de que muchos legisladores, particularmente del PAN, han sido muy enfáticos con este tema, la Comisión Federal de Electricidad no ha dado la cara para explicar ni defender los cobros excesivos que han llegado en los recibos de los ciudadanos.

Muchos opinan que la tarifa actual es propia de una falta de empatía por parte de la Comisión, pues no solo las personas deben mantenerse en casa todo el día, sino que además muchas de ellas no generan ingresos por la falta de trabajo en la contingencia. A esto se suma el caluroso clima en muchas regiones, como en Sinaloa, donde muchos desean usar aire acondicionado, pero aun con el subsidio por parte del Gobierno no alcanza para pagar el servicio de electricidad.

Los que se la dan de poderosos. Por alguna razón que nadie se atreve a decir, las dependencias del Gobierno federal incumplen con las medidas de prevención para evitar contagios de coronavirus. Para muestra está el Seguro Social, en donde adultos mayores y población vulnerable tienen que hacer largas filas para recibir su medicamento; así como la CFE, cuyos cajeros no tienen gel antibacterial y donde hay aglomeraciones de personas que acuden a pagar los recibos.

Todo esto pasa sin que el delegado de programas federales, Jaime Montes Salas, salga a dar un pronunciamiento. Incluso algunos critican al mismo gobernador Quirino Ordaz Coppel, que no ha salido a defender a los sinaloenses de esas injusticias, pues al parecer prefiere mantener una buena relación con el Gobierno federal. ¿Hasta cuándo a las dependencias federales se les permitirá hacer su voluntad, aunque eso implique poner en riesgo la salud de miles de personas? 

Siguen las cifras alegres. La Secretaría de Seguridad Pública estatal sigue reportando cuentas alegres en lo que se refiere a la disminución de delitos. Mientras presume bajas, muchos ciudadanos tienen la percepción de que Sinaloa es una tierra sin ley.

Muchos ven comandos armados en las calles, menos el secretario. En las últimas semanas se han dado varios casos de jóvenes que han sido torturados y abandonados en las calles, también se ha registrado una serie de “levantones”; pero este delito no entra dentro de sus estadísticas. El secretario Cristóbal Castañeda Camarillo parece que se engaña solo, porque sus cifras nadie se las cree, y la ciudadanía exige resultados.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo