Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Estancamiento; efectos políticos

El ajuste oficial sobre las perspectivas de crecimiento económico de este año ha desatado diversas y numerosas críticas al gobierno de Enrique Peña Nieto. A las razones que la propia Secretaría de Hacienda, numerosos expertos y el PAN le agregan los efectos de la reforma fiscal, que muchos anticiparon que iría contra los objetivos de la inversión, el crecimiento y el empleo.

Aunque algunos hablan de recesión, el gobierno insiste en que mientras haya crecimiento positivo, así sea menor, no puede hablarse de eso. Pero se puede afirmar que hay estancamiento económico. En todo caso, muchos anticipan que así como el año pasado hubo varios ajustes en el pronóstico inicial, en éste podría ocurrir lo mismo, y que terminemos creciendo de nuevo menos que el 2.7% que ahora se proyecta oficialmente. El problema radica también en que los efectos de las reformas estructurales, incluso de ser lo que anuncia el gobierno que serán, darían resultados en algunos años más. ¿Qué efectos políticos cabe esperar de esto?

Por un lado, la popularidad de Peña Nieto, que todas las encuestas ubican por debajo del 50%, más baja que las que mostraban otros presidentes en el mismo momento del sexenio (salvo Zedillo), tiende a explicarse por el estancamiento de estos meses, si bien el tema de la seguridad, cuyos presuntos avances no quedan del todo claros también es una causa de la baja popularidad. De no crecer la economía en este y los próximos años, dicha tendencia podría continuar en descenso. En realidad, la popularidad de Peña Nieto no fue buena desde el arranque, lo que implica que no ha logrado despertar expectativas convincentes de que el país se moverá hacia su desarrollo, como promete la propaganda oficial. Eso, pese al éxito (al menos formal) del Pacto por México en su objetivo de hacer reformas importantes. Seguramente cuenta el hecho de ser el PRI quien llegó al poder, pues cerca del 60 % de la población no quería el retorno de ese partido, y tenía muy mala imagen de Peña Nieto que, por lo visto, no ha logrado remontar. Y también cabe recordar que el voto por el PRI no fue tanto uno de la esperanza (como sí lo fue con Fox), sino el de la resignación (ante la decepción generada por el PAN y los resquemores que despierta en muchos Andrés Manuel López Obrador con su peculiar estilo político).

Pero vienen también los efectos que el estancamiento económico pueda provocar en los comicios del año que viene. Falta un año para ello, y muchas cosas pueden y van a pasar, pero el escenario de un bajo crecimiento económico desde luego que impactará las preferencias electorales. No serían buenas noticias para el PRI, quien asumiría el grueso del costo por ello. A lo cual hay que agregar que hasta ahora, al menos desde 1997 el partido gobernante ha recibido un fuerte descalabro en los comicios intermedios para renovar la Cámara de Diputados. Es natural, pues refleja el desgaste en el gobierno, y se castigan los fracasos u omisiones. Si además se agrega una baja tasa de crecimiento y el enojo de varios sectores por la reforma fiscal, entonces el panorama no es precisamente halagüeño para el PRI. Podría perder la mayoría que ahora, junto con su aliado el PVEM, detenta en la Cámara Baja.

Quien podría beneficiarse en mayor medida de ese efecto sería el PAN, siempre y cuando logre restablecerse de sus pugnas internas, lo cual no se ve tan automático. Pero es probable que en tal caso logre una mejor posición para 2015, aunque difícilmente logrará ser la primera mayoría. Y en cuanto a la izquierda, si bien podría ser usufructuaria del descontento económico, normalmente también en elecciones intermedias pierde buena parte del voto que consiguió en las presidenciales. Más ahora que competirá fracturado, y su dividiendo su voto entre dos o más fuerzas, su presencia en la Cámara de Diputados podría también desplomarse. Todo ello a menos, claro está, que para entonces la economía de signos de vitalidad y crecimiento, lo que no se ve nada claro.

[email protected]