Opinión

Fallas y escándalos en la política

PUNTO DE VISTA
Avatar del

Por: Tere Guerra

Fallas en la SGG. Dos temas que han generado controversia en los últimos días y que exhiben fallas en el quehacer del Gobierno del Estado, confluyen en las actividades que tiene a su cargo el secretario general de Gobierno, Gerardo Vargas. El primero fue el del artículo 51 Bis, que motivó duras críticas a nivel local y nacional, e independientemente de que la iniciativa fue elaborada en la Procuraduría de Justicia del Estado y aprobada a ciegas por los diputados locales, el área de gobierno donde se revisan las iniciativas y se filtran las propuestas que llegan al Congreso con el aval del Ejecutivo, es la Secretaria de Gobierno. Resulta increíble que no se dimensionaran los efectos adversos de este artículo y que, a la fecha, se oculte quién o quiénes fueron el equipo técnico que se encargó de la redacción y revisión de dicha propuesta. El gobernador intentó minimizar el tema y se hizo responsable de la propuesta y su firma, lo cual le ocasionó más criticas, ya que el escarnio y descrédito por la iniciativa y aprobación del 51 Bis, no fue sólo en la entidad, sino que trascendió fronteras del estado y el país, quedando más desgastada la imagen del titular del ejecutivo por hacer propuestas como esa. En tanto, algunos como el subsecretario de Gobierno, Marcial Liparoli, andan abiertamente en campaña como si las cosas estuvieran muy bien en su área. El otro tema es el del aumento del transporte público, que también involucra a la Secretaría de Gobierno, ya que de ahí depende la Dirección de Vialidad y Transportes. Sigilosamente esperaron que la mayoría estuviera de vacaciones para autorizar el aumento de tarifas que golpea la economía de las familias, y el colmo ha sido que los concesionarios se revelaron porque quieren más aumento, sin que los llamen a cuentas por apagar los aires acondicionados de los camiones y sin que el gobierno actúe con la rudeza que lo han hecho con otros que protestan. O sea, a los concesionarios sí les permiten "que afecten los derechos de terceros", ¿será por el poder de su dinero o por la protección que tienen?

Escándalos. Jorge Villalobos, diputado federal del PAN, exvicecoordinador de la fracción parlamentaria, había protagonizado ya varios escándalos. Primero, al querer ostentar una representación por Sinaloa sin ser originario ni avecinado en la entidad; segundo, al presumir y ostentar bajo los influjos del alcohol un gran poder en la entidad y a nivel federal; tercero, al golpear a su esposa en el aeropuerto momentos antes de abordar un vuelo. El último escándalo, en Puerto Vallarta, al haber sido grabado junto con el coordinador de la fracción y algunos compañeros de su bancada, en una fiesta, donde algunos legisladores exhiben una conducta de excesos y desfiguros. Fue definitivo para su remoción como vicecoordinador de la fracción. Villalobos seguirá como diputado federal, al igual que permanecerá su fama de "malacopa" y legislador y político prepotente. Tanto que presumen de valores algunos militantes del PAN, para resultar exhibidos en su doble moral e hipocrecía.

mtguerrao@hotmail.com